Seguir

viernes, 18 de septiembre de 2015

ORIONIS por ORIONIS Septiembre 2015 con audio compartir! al final CLAVES METATRÓNICAS RECOMENDADAS POR ORIONIS



Soy Orionis. He venido hasta vosotros en este día, hermanos y hermanas humanos en carne en esta Tierra. Mi última venida se remonta a unos años, y este tiempo no está allí por casualidad dentro de vuestra linealidad. Vengo como he venido hace ya mucho tiempo, al principio de la falsificación, cuando procuré que los acuerdos entre las fuerzas de la Confederación Intergaláctica y las fuerzas opuestas a la Luz por aquel entonces respetasen un cierto número de reglas. Así formé parte, hasta hace poco tiempo, de lo que fue nombrado las Lipika Karmicas, velando por la buena ejecución y respeto de determinadas reglas obligatorias en el seno de este mundo en vista a su liberación futura.

Hoy vuelvo pues, como María lo hizo hace poco tiempo, con el fin de impulsar de manera colectiva sobre la Tierra, de acuerdo con los pueblos de la naturaleza y de acuerdo con el conjunto de las fuerzas de la Confederación Intergaláctica, el prendimiento último del Fuego del Corazón y por lo tanto de la Merkabah Interdimensional colectiva y personal. Permítidme en primer lugar establecernos juntos en el seno de este último Fuego del Corazón viniendo a quemar lo efímero y revelar vuestra gloria y vuestra belleza en el seno de la Eternidad.

...Silencio …



Así como lo vivís a nivel individual y colectivo en esta Tierra, todo lo que había sido velado, ocultado y callado, reaparece hoy, tanto a nivel individual como colectivo, alumbrado por el poder de la Luz celebrando desde ya el retorno de la totalidad del Espíritu Santo, de la Luz, en el seno de este mundo.

Habéis pues entrado de pleno y en total conciencia en lo que había sido explicitado por los Ancianos, es decir el Choque de la Humanidad. Tened por seguro, dondequiera que estéis y de cuál sea el papel que todavía estéis jugando, de la justa retribución, correspondiendo a las palabras de Cristo que son: 
«Hágase en ti según tu fe» y sobre todo: «Levántate y anda». Anda sobre el camino de tu eternidad ya adquirida, ya reencontrada o en vías de ser redescubierta. Vengo para acabar el último ciclo del encerramiento acabándose en estos días, permitiéndoos a cada uno de encontrar su sitio justo, su estado justo con arreglo a lo que dicta la conciencia, en total libertad, en cada uno de vosotros y de manera colectiva.

Así el Fuego baja del cielo, tal como lo había expresado en el momento de mi última presencia en la carne del que fue nombrado Bença Deunov. Os invito a informaros sobre esta última profecía, os invito a informaros sobre lo que pude escribir en aquel momento y titulado el Amor Universal. Esto dicho, el período que se abre ante vosotros es el de la resolución de todo antagonismo, de toda oposición y de toda confrontación. Tal y como se os ha dicho y repetido, bien sea por los Ancianos, los Arcángeles, las Estrellas o incluso Bidi, y hasta más recientemente por los pueblos de la naturaleza.

Ha llegado la hora de cantar los elogios a la Libertad reencontrada, a la Libertad cumplida y revelada.

Os invito desde ya, si tal es vuestro corazón, a sumergiros en el corazón de vuestro corazón, allí donde se encuentra esta famosa resolución de todos los antagonismos, de todos los conflictos, de todas las memorias y de todas las ilusiones.

Por mi presencia en este día, aquí y en toda la Tierra, firmo el último decreto que pone fin a los acuerdos escritos, firmados hace más de 320.000 años, puesto que los tiempos han llegado. La segunda Estrella se aproxima ahora a toda velocidad de vuestro Sol, éste ya reacciona y exulta de la gracia de la Libertad, dándoos a vivir la presencia de vuestro cuerpo de Êtreté, la presencia de la Libertad, la presencia de la Verdad y la presencia de la Eternidad.

Hijos del Uno, así como la Fuente os lo declamó, así como Uriel os lo cantó, ahora ha llegado el tiempo de la Luz desnuda, pura y entera. Tradicionalmente en este mundo, los portadores de la Luz en el corazón como son los Élohim y los Néphilim, se apresuran al umbral de vuestra conciencia. No busquéis allí una Presencia en el sentido de entidad sino más bien ver la llama de la resurrección, la llama de la Verdad ardiendo y acabando de consumir lo que resiste en cada uno de vosotros así como a nivel colectivo.

Os invito pues a cantar Élohim y Néphilim, en la misma vibración, en el mismo Amor, en la misma frecuencia, aportándoos así lo necesario indispensable en el seno de vuestro corazón, a la verdad del Fuego del Amor en este mundo y no únicamente en vuestro corazón. Así en vosotros, de manera audible o silenciosa, repitiendo estos dos nombres: Élohim, Néphilim, permitiéndoos acceder a la estabilidad del corazón, poniéndoos en contacto con los pueblos de la naturaleza. Os recuerdo también el saludo de Orion que os permite, para los que por ahora no están familiarizados con la vibración, que no están al tanto con la a-consciencia, que no están al tanto con el Sí, de sentir en el corazón la verdad de vuestros contactos, de vuestras Presencias.

Así, evocando y vibrando estos dos nombres sagrados de la manera siguiente, encontraréis lo que queda, así como tal vez lo pensáis, a reencontrar, a expresar y a manifestar.

Así lo hago para vosotros:

Elooooohimmmmm, Nephiiiiiliiiiimmmmm por tres veces.

En coro con la asamblea:

Elooooohimmmmm, Nephiiiiiliiiiimmmmm…

Elooooohimmmmm, Nephiiiiiliiiiimmmmm…

Elooooohimmmmm, Nephiiiiiliiiiimmmmm…

Así se abre en vosotros, sea cual sea el lugar y el sitio, el canal de Luz regenerando en vosotros la frecuencia de los Élohim y de los Néphilim, permitiéndoos crear el pasillo ascensional dirigiéndoos hacia vuestra destinación, especialmente para los de entre vosotros que tienen que vivir la a-consciencia en su totalidad, liberados de toda carne, o para los de entre vosotros, liberados de la carne o no, que deben de transitar por la Jerusalén Celeste, por los Círculos de Fuego de los Ancianos, uno de los seis que todavía existen.

Despertando también en vosotros la vibración original de los seres de Fuego que han aportado las estructuras geométricas no alteradas presentes en los Círculos de Fuego de los Ancianos y en otros lugares del planeta, conocidos o por conocer, haciendo retumbar los pilares de anclaje de la Tierra en el seno de su nueva dimensión, haciendo resonar en vosotros la revelación, en este mundo, de vuestro corazón, del Amor y la Verdad.

Así, cada día acercándoos cada vez más a la sencillez, a la humildad y la Alegría, encontraréis lo que debéis encontrar en Amor y en éxtasis. Hoy, en el momento en que el Arcángel Mikael haya acompañado la segunda Estrella descendiendo hasta vuestro suelo, desde este instante vuestras actividades llamadas externas deberán cesar sine die hasta la Llamada de María. No habrá posibilidad de engañaros, o de ser engañados, porque los sonidos del cielo y de la Tierra que ya aparecieron de manera continua en vuestros oídos, y de manera visible en vuestros cielos, no de manera parcelaria pero de manera global, serán para vosotros el momento de arreglar vuestros asuntos, de ordenar lo que debe de serlo y de retiraros al centro de vosotros mismos, preparando así durante unos días la plenitud de la Llamada de María.

Pues velad y rezad, no esperéis nada, no proyectéis nada pero observad, en vosotros como en la pantalla de este mundo, lo que sucede actualmente. Numerosas profecías han sido dadas, bien sea mi última profecía en la carne de Bença Deunov en el momento final de la vida de su cuerpo, que sea por San Juan, que sea por boca de numerosos profetas en muchas tradiciones, culturas o religiones, dándoos unos marcadores temporales extremadamente precisos.

Las fuerzas residuales de la oscuridad en esta Tierra como en el seno de este sistema solar que no pueden apoyarse más en las líneas de predación disueltas en el momento de la Liberación de la Tierra, hace ya unos años, reconocerán ellas también la señal y permitirán entonces, en ese momento, que la majestad de la Luz de los Corazones Ardientes del Sol se despliegue sobre la Tierra. Si la astrofísica os interesa, os invito a releer lo que fue expresado hace casi diez años por el guía azul de Sirius llamado Sereti, que os ha explicado en aquella época lo que en aquel momento debía pareceros muy improbable pero lo que, hoy, está confirmado por los datos de la observación tanto sobre la Tierra como en el Sol.

Entonces velad y rezad, procurad sobre todo de permanecer el corazón ligero, el corazón amoroso, y sabéis que para ello no hay mejor emplazamiento que la humildad y la sencillez del corazón que solo se preocupa de esta noción de retorno a la Eternidad. Por la Gracia de los Élohim y de los Néphilim, los que hace 50.000 años o 300.000 años permitieron que nunca se apagase la llama de la Verdad cualesquiera que sean las apariencias, cualesquiera que sean los sufrimientos y cualesquiera que sean las tribulaciones.

Vengo a invitaros a celebrar no una boda pero más bien el retorno a vuestra eternidad. Cada uno de vosotros, a su manera, cada uno de vosotros con arreglo a su estado de conciencia, a su presencia o a su ausencia, lo verá celebrarse según una perspectiva profundamente diferente que corresponderá sin embargo a la misma Verdad y a la misma realidad.

Dignos Hijos Ardientes del Sol, os invito desde hoy a sumergiros en el seno de lo que es llamada la quinta dimensión, que esto sea por la llamada de los pueblos de la naturaleza, que esto sea por la llamada del Canal Marial, que esto sea por la Presencia de uno de los Ancianos, de una de las Estrellas o de uno de los Arcángeles a vuestros lados; bendecid estos momentos, dejadlos celebrarse en la plenitud de la Gracia, en la plenitud del estado de Gracia, haciendo callar todo lo que puede venir alterar este estado de beatitud que os lleva al umbral de la Llamada de María.

Añadiría que de modo muy lógico, hasta antes de la aparición en vuestros cielos de lo que he descrito, antes incluso de la aparición de manera global de los sonidos y las trompetas, de averiguar en vosotros lo que allí ocurre, no para criticarlo, no para sopesarlo pero para aquietaros y afirmaros a vosotros mismos la presencia de vuestra eternidad en el seno de vuestro cuerpo de Êtreté, acabado ahora para la mayoría de vosotros, dando un receptáculo perfecto para la Llamada de María y para el retorno de Él que viene.

No creáis nada de este mundo en lo que acontecerá en el plano digamos histórico de las batallas que vienen. Esto es una puesta en escena que no podrá ir mucho más lejos llegado el momento. No habrá casi diferencia entre la Llamada de María y vuestra transición, dondequiera que esta vaya. Contentáos con vivir vuestra vida hasta el momento en que los sonidos resuenen afuera, serán los mismos que muchos de vosotros perciben en la cabeza, alrededor de los campos áuricos y en el oído izquierdo, y/o el oído derecho.

Esta llamada a la liberación no es una llamada para luchar contra alguna circunstancia de este mundo sino más bien a dejarlas acontecer sin prestar mucha atención y sin estar afectado por ninguna lógica de vuestro mundo y sus leyes.

...Silencio …



Os invito pues, porque mis palabras acabarán aquí, y de antemano doy gracias a vuestra escucha, doy gracias a vuestra presencia, y doy gracias a vuestra lectura. Vamos juntos a establecernos en el Silencio, por nuestra Presencia común, por vuestra lectura o por vuestra escucha cuando lo realizaréis. Juntos el Silencio de la Verdad, previo al Verbo Creador, el fin de las reversiones, la finalización de los pasajes, devolviéndoos al tiempo de los comienzos donde realmente nunca nada comenzó ni desapareció.

Entonces juntos, y esto será mi manera de saludaros, en la Luz de los Élohim, en la Luz de los Néphilim, por el Verbo del Silencio y el Silencio del Verbo. Mi bendición se extiende desde ya y difundirá a medida que leáis o a medida que escuchéis. No olvidéis, durante vuestra lectura, durante vuestra escucha o durante este momento ahora, de cantar para vosotros Élohim y Néphilim. Hagamos esto durante 7 minutos de vuestro tiempo lineal, en el Silencio del Templo del corazón, limpiado, purificado y pacificado, acogiendo la Llamada de María y Él que viene.

...Silencio …



Así, en el Silencio de la Verdad del corazón, en la vibración del Amor, en su eternidad absoluta, Orionis os saluda.

Saludo de Orión (ver imágenes)

1- Extender el brazo izquierdo delante, la mano formando un ángulo recto con el brazo.



2- Traer esta mano sobre el corazón


3- Extender el brazo derecho delante, la mano formando un ángulo recto con el brazo.






4- Traer esta mano sobre el corazón






CLAVES METATRÓNICAS RECOMENDADAS POR ORIONIS 

LECTURAS RECOMENDADAS POR ORIONIS SERETI HACE 10 AÑOS

http://hallegadolaluz2.blogspot.com.co/2015/09/lecturas-recomendadas-por-orionis.html


La Profecía Del Gran Cambio. Mensaje Dictado por Peter Deunov, (Orionis) (Notradamus). La Nueva Alianza. El Colectivo De Los Hijos De La Ley Del Uno. 
http://hallegadolaluz2.blogspot.com.co/2015/09/la-profecia-del-gran-cambio-mensaje.html

4 comentarios: