Seguir

viernes, 22 de agosto de 2014

O.M. AIVANHOV AD. Hablando sobre el karma, y el objetivo de la encarnación Jean Luc Ayoun 26 de diciembre 2005 Estaba pendiente de traducción.

Audio 


Queridos amigos, Buenos días. En lo que concierne a la activación de los elementos sobre el planeta, podemos decir hoy que la influencia de las electricidades cósmicas que se vierten sobre la Tierra, tendrá su apogeo hacia las 12:00 horas. A continuación habrá 42 días como lo hemos señalado, donde muchas cosas se pueden producir.

Se producirán muchos elementos de diferentes maneras cada uno o mezclados más entre ellos, unos con otros dependiendo de la región del planeta. Esto podrá pasar por las manifestaciones de variaciones térmicas extremadamente brutales y no habituales en todas las regiones del mundo. Obviamente, los volcanes del cinturón de fuego del pacífico serán reactivados, al igual que muchos sismos irán creciendo y tendrán repercusiones cada vez más grandes.

No olviden que estas conmociones, que existirán a nivel del planeta, también se producirán en el interior de ustedes. Esto produciéndose en el interior de ustedes, lleva el riesgo de ocasionar conmociones a nivel de vuestras conciencias, a nivel de vuestras aspiraciones, y a nivel de vuestras emociones.

Conviene encontrar la calma a través de la naturaleza, a través de la alegría, a través de los derivativos que evitan al mental cristalizarse sobre los puntos cruciales de problemas. Esto es extremadamente importante para perfeccionar la preparación que he dado ayer para permanecer alineados en el momento donde el apogeo de la electricidad cósmica llegue.

Es importante que el primer acercamiento de las energías del Espiritu Santo se haga sobre una conciencia perfectamente alineada en el cuerpo, perfectamente ventilado, perfectamente limpio, y liberado en la circulación de energías en el conjunto de las células del cuerpo. Esto es muy importante durante la primera conexión de las energías en relación con la pre-ascensión, ya que se trata verdaderamente de un fenómeno de pre-ascensión que va a producirse desde mañana a partir del mediodía. Aquí, queridos amigos las enseñanzas de hoy fueron extremadamente cortas.

Aquí, queridos amigos lo que tenía que decirles para la preparación de esta jornada magistral de mañana. Ahora, si tienen preguntas en relación a estos eventos, estoy listo a responder.

Pregunta: ¿Podría hablarnos del “Karma”?

El interés del karma ha sido puesto por las almas que han decidido experimentar la materia, para crear a medida de los eones y eones de encarnación los procesos de descenso hacia lo más profundo de la materia. Al emprender el viaje, la conciencia estaba libre de toda materia. Pero a medida que la conciencia fue impactada en lo más profundo de la materia, el conjunto de las conciencias encarnadas decidió crear las leyes que son las leyes que ustedes observan hoy en la vida de todos los días. Si cortan un árbol, el cae. Si ponen una bomba, ella explota. Esto se llama
acción/reacción. Pero también a nivel de las conciencias, a partir del momento donde hay encarnación y que hay reencarnación, hay necesidad, yo diría absoluta, de reparar. Pero esta ley de karma de absoluta reparación, no es ineludible ya que desde hace 2000 años, desde que el Cristo, nuestro Señor, encarnó sobre la Tierra, el prometió la ley de restitución por la acción de gracia.

Hay dos leyes en el universo: acción/reacción por lo tanto karma, y acción de gracia. Cuando hay acción de gracia, no puede haber karma. La acción del karma es una acción mientras que permanezcan limitados en la perspectiva de la tercera dimensión, mientras que permanezcan en la pesantez, en la caída, en la noción de placer en la encarnación, en la noción de placer de la acción/reacción. A partir del momento donde vuestra conciencia se da la vuelta hacia el Hijo Divino y hacia el Padre, hacia la Fuente, alejan vuestro karma, no reparando por la reacción sino por el alivio de la acción de gracia. El descenso del Espíritu Santo tiene la misma virtud de reparación, de transmisión de Luz y por lo tanto de sustraerlos a la acción/reacción para ponerlos bajo la influencia de la acción de gracia.

Durante los períodos precedentes a la encarnación del Cristo, obviamente, no había acción de gracia. Todo estaba sometido a la acción/reacción. Afortunadamente la acción/reacción existe, porque cuando un ser humano o un conjunto colectivo, cualquiera que sea, comete un error, ¿cómo entiende que el viola las leyes del amor universal (de amor fraternal de toda vida existente por los sistemas solares múltiples infinitos) si no hubiera esta ley de acción/reacción? La Ley de acción/reacción es supuesta para ponerlos sobre los rieles y permitirles entender que no hay otro camino de salida que el amor, que la fraternidad. He aquí el único objetivo de la acción/reacción: permitirles encontrar la acción de gracia.

Pregunta: ¿La experiencia de la materia fue necesaria?

No, absolutamente. El Arcángel Miguel por ejemplo, nunca ha tenido cuerpo. Pero en las dimensiones mucho más altas, como por ejemplo, la dimensión de mi venerado Maestro, él ha presentado una serie de encarnaciones sobre este planeta pero no sometidas a la acción/reacción. El descenso en la materia, en el sentido donde ustedes lo viven en sus vastas dimensiones, no es inevitable.

Pero deviene inevitable a partir del momento donde ustedes deciden participar en el proceso evolutivo mismo de la materia. Hay entidades que nunca conocerán la materia. Las entidades más cercanas de Dios, por ejemplo los Hayoth Ha Kodesh. Incluso ellos no saben lo que es el agua No saben lo que es la materia, un árbol, un vegetal, una brizna de hierba. No está esto en su finalidad, en su vida de posibilidades acercarse a estas dimensiones extremadamente pesadas que les haría perecer instantáneamente desde el momento que ellas se acercaran, yo diría incluso a la decimo-octava dimensión.

Hacer la experiencia de la materia en el momento de la encarnación es una elección extremadamente libre. Nadie los fuerza a encarnar o a reencarnar. Esta es una decisión tomada de manera totalmente libre por el alma. Nadie los pone como ser humano en la materia. Son ustedes mismos que a través de los apegos a los placeres que han tenido regresan, pero también por la necesidad de amor. Explico: la necesidad de reparar las carencias de amor que han tenido en las diferentes vidas es lo que les hace reencarnar. Porque, incluso a nivel del alma, es difícil aceptar, y comprender que no hay obligación real de reencarnación. La idea oriental de que cada acción debe ser pagada por una reacción, cualquiera que ella sea, como esto está descrito en el budismo, es una herejía. El alma humana es nacida, y mora, libre, totalmente. Ella decide en toda libertad descender en la materia. El alma, una vez que ella sale del cuerpo, una vez que ella está desencarnada y regresa cerca de la Fuente, incluso un alma extremadamente pura, extremadamente luminosa que regresa lo más cercano de la Fuente, tendrá la visión panorámica, anticipativa, también de lo que pasa sobre los planos que ella acaba de dejar. Y el hecho de ver a las otras almas, el hecho de ver los lugares, el hecho de ver los lugares que no están totalmente limpios por el amor, da una pena enorme al alma que está cercana de la Fuente. Y esto implica la necesidad, el placer, el deseo de reencarnarse. El alma es totalmente libre, pero muy a menudo la atracción de la materia es muy fuerte, mientras ella no esté totalmente depurada de un cierto número de apegos.

Los apegos son las cosas más difíciles a resolver. Incluso un alma extremadamente evolucionada puede desarrollar en algunas vidas los procesos de apegos demasiado potentes que harán extremadamente difícil, a pesar de su atracción por la Luz, la capacidad de desapegarse del deseo de reencarnarse independientemente de la cantidad de amor donde ella se acerca al momento de esta subida hacia la Fuente. 

Los apegos son múltiples: a un país, a un objeto, a una persona, a una emoción, a las circunstancias. Todo fenómeno que entraña una noción de deseo y de placer corresponde a un apego. Esto es difícil a explicar con las palabras. Sin embargo, es una realidad total. Cuando no hay ya apegos, no puede ya haber encarnación. Hay efectivamente un cierto número de contratos que son firmados en función de las almas, que necesitan acompañar la materia durante un cierto tiempo. Sin embargo, en el plano absoluto, un alma es totalmente libre de descender o no sobre el plano dimensional. Pero al parecer, muchas almas tienen necesidad de vivir la experiencia de la materia, sobre todo en este período de gran transformación. He dicho.

Pregunta: en el proceso de encarnación, ¿uno elige su familia?

Efectivamente que uno elige su familia. Uno es libre de toda elección. Uno es ayudado por los Señores del karma, también por los Angeles Lipika kármicos. Uno es ayudado por ciertos seres de Luz que guían en función de nuestros deseos. Pero ningún ser de Luz, ningún Lipika kármico vendrá al encuentro de vuestro deseo de encarnación. Tal vez, les dará las indicaciones precisas. Pero obviamente que son ustedes quienes eligen la familia.

Y a menudo, elegirán la familia para permitir a esta familia resolver un karma que ella tiene con ustedes. El karma es una mala expresión. Es decir que cuando descienden en encarnación, ustedes buscan reparar, no vuestro karma sino el karma de los otros. Ustedes asumen los pesos. Asumen la responsabilidad de un cierto número de cosas que devienen difíciles de cortar, una vez atrapados en el descenso en la encarnación. Pero nunca nadie los fuerza a experimental tal o cual situación, son ustedes mismos quienes deciden, sobre todo por la familia. Las configuraciones generales del ADN son designadas y elegidas por ustedes mismos y por nadie más.

Pregunta: ¿cuál es el objetivo de la encarnación?

El objetivo es la espiritualización de la materia. ¿Cómo espiritualizar el cuerpo material en el cual están? Allí está el objetivo final que no busca nada. No basta decirse «voy a romper todos los apegos» como hacen ciertas técnicas budistas tibetanas que van a buscar a purificar su karma, que van a meditar sin parar sobre su karma, sobre los tangkas particulares. Esto es una herejía. Esto puede llevar un cierto número de vidas.

Desde el nacimiento del Cristo, les basta conectar sobre la acción/reacción de gracia, y no la acción/reacción pura. Toda acción que hacen debe entrañar, en reacción, una acción de gracia. La acción de gracia es el acto desinteresado totalmente de su objetivo y de su interés. Tratar y Hacer, únicamente para servir al Cristo, para servir la Luz. Allí está la única finalidad, el único objetivo. Uno medirá vuestro objetivo de Luz por vuestra capacidad de servir y de dar lo que son, es decir La Luz. La acción/reacción es obviamente la finalidad de la encarnación, espiritualizar la materia, devenir uno mismo Luz en este cuerpo y no en otra parte hipotética, ya que están ustedes aquí. La Luz es muy fácil de encontrar para un alma humana una vez que ella ya no está en este cuerpo material. Pero el cuerpo material, entiendan bien, es lo que ustedes han creado a medida de millones de años. He dicho. Esto es el punto.

Aquí, si lo quieren bien ahora, vamos a irnos. Les deseo a todos un buen día. Y les digo hasta pronto. Les doy mi bendición.

www.autresdimensions.com

Traducción: OD http://mensajes-del-espiritu-2010.blogspot.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario