Seguir

lunes, 11 de abril de 2016

INTRA-TIERRA - ENSEÑANZA SOBRE LA CALIPSO, LA GUARDIANA DEL PASO, 9 de febrero 2016

Lector de textos con voz
Online. Preciso. Gratis.
Lee al instante en voz alta cualquier texto con voces que suenan de forma natural
Para quienes quieran escuchar los mensajes,
deben copiar el texto y pegarlo allí

“La Calipso corresponde, en término marítimo, a una Ninfa gigante que abraza la totalidad de los Océanos.”

Esta ninfa no es una criatura como tal, sino más bien una tendencia de la conciencia, que viene a inscribir esta conciencia en la firmeza de su Deseo, no por cualquiera atractivo que sea de este mundo, sino por los Reencuentros con el Amante perdido que es el Cristo, este fue olvidado y perdido de vista.

Esta Calipso, cuando se encuentra, no puede ser reconocida por lo que es, solamente integrada y salvada por el ser en el cual la duda y la indecisión, incluso vividas como pesadas, no pueden durar delante del impulso irresistible del alma, de volver hacia el Espíritu, cualesquiera que sean los aparentes obstáculos, las pruebas que sean, que el juego de espejo, ofrecido por los obstáculos vienen a dar, a simplemente experimentar, atravesar e integrar, dejando detrás de sí, por lo que son: unas experiencias, permitiendo de integrar los frutos de estas experiencias, en sí y en el Uno, que al mismo tiempo todos Somos.

La Calipso es pues una belleza, una Venus de Nilo que se ofrece a nuestra vista, como una ninfa de los mares surgida de las Profundidades, que nos atrae y que viene intentar seducirnos con las bellezas de este mundo, viniendo a exigir y decirnos:

“Sal de las Profundidades de este descenso en lo más hondo de ti-mismo, donde te abandonas, no tienes porqué vivir todas las penas que te das. Ven y abandónate en mis brazos, en la belleza que soy, y seré tuya, haciéndote olvidarlo todo en los maravillosos días que pasaremos juntos.”

Esta bella y tentadora, viene así a probar y poner a prueba la determinación del Ulises en vosotros, que se embarcó para un largo Viaje interior, volviendo de seguro a su Casa, en cuanto se abandona totalmente y sin Despreocupación, con el sustento de estas Aguas de Amor y de esta gran Vida de aventuras, que vienen a invitarle a acoger en cada día a lo Desconocido que se presenta, Y que le devuelve entonces infaliblemente hacia Él, en cuanto toma el hilo de la determinación que acaba con todos los atractivos de la ilusión, y corresponde a la Promesa y el Juramento de los Reencuentros, que sólo viven en lo más hondo del Ser y en la cara oculta de estos mares, en el profundo Mar y Océano de Amor, en el que vienen a entregar y dejarse consumir, en el Ardor del Amor, todas las túnicas y máscaras de los juegos de superficie.

Esta Calipso, guardiana del Paso y Abandono en las Profundidades del ser, abandonando esta pequeña persona de superficie, que en el fondo no es nadie, simplemente no dándole más pesos ni gravedad inútil, viene entonces a probar vuestra determinación, cuando toméis por vosotros este Paso.

¿Entonces, os vais a abandonar en los brazos de esta belleza ilusoria de superficie? Y cuya Creación os viene a mostrar el reflejo, con el fin de simplemente probar y determinar si en vosotros, ¿la Hora de extraeros de todos estos juegos de superficie haya llegado?

¿O vais a proseguir este Viaje interior, valga que valga, los ojos fijos en el Horizonte interior, desde donde este Desconocido se desvela?

No hay nada más a entender que esto, en esta Calipso que invita a desaparecer de este mundo, para solo moverse al principio de estas Aguas profundas, desde donde este mundo se prueba entonces, y solamente entonces, por lo que es: un reflejo del Mundo interior de cada Uno, en totalidad.

Entender este mensaje, es aceptar entenderlo en el mensajero del Amor que es, en este Hermes y Mensajero divino que puede entonces venir de lo más alto de los Cielos a anunciaros; que vuestra Determinación en el Amor, finalmente, está totalmente registrada, sin vuelta atrás posible.

Simplemente porque esta Calipso, y estas aguas de Apocalipsis, donde esta Calipso se encuentra, a la intersección perfecta, y perfectamente precisa para cada uno, donde se reencuentran las corrientes del alma – que os atraen hacia las aguas de abajo – y el Curso profundo del Ser, es este Curso de las Profundidades, más allá de la Noche oscura del alma, que se deja unir por el ser que se deja penetrar, invadir, purificar, y rendir en el Ser inmaculado que él Es, en el inmenso sustento y el Amor sin fin de las Aguas de Arriba.

Entonces dejando toda bella de día, entonces los reflejos engañosos de la seducción de las bellas de día finalmente se quedan atrás,, para que aparezca en sí, la Reina de la Noche, esta Madre profunda y negra como el firmamento, de donde aparecen de lo más profundo de los Cielos, estas Estrellas de mar que de este firmamento vienen a apuntar el Origen, en este Firme Amante del Amor que se entrega íntegramente a esta Desconocida que viene a tomarlo de las Profundidades de lo que él Es, para permitirle de extraerse definitivamente de errar sin rumbo– en este viaje sin fin del ser, cuya conciencia persiste en dejarse llevar por las tendencias que le devuelven, una y otra vez, en los juegos superficiales de este mundo.

Entonces, de la isla desierta de esta Calipso, Ulises finalmente se escapa de esta “isla” (él*) desierta en la cual, en Verdad, ningún Amor verdadero puede crecer mientras que esta “isla” (él*) no acepte desaparecer en las Aguas de Amor, que vienen abrevar este desierto sediento, y muerto de sed incluso, mientras se distancio con el Amor que él Es, mientras olvidó que el Asedio del Amor está en él.

Y que es allí, sencillamente, en este Origen del Amor que Somos, que basta con solo sentarse, en esta profunda Base, que entonces permite de zanjar las indecisiones y ataduras que impidan que la Carrera del Ser, en la carrera del tiempo concedido para ello, que se pueda completar.

Entonces entiendan que, en este Apocalipsis, en ausencia de toda Calipso en las orillas en las que os vendréis a encallar, reside en estos tiempos la clave: ninguna indecisión, ninguna tibieza os podrá permitir cruzar este Paso, que guarda esta Calipso, con los encantos de la ilusión que ella representa, para desviaros de la Odisea de los Reencuentros con el Amor que Sois.




Igual te resuena e igual no te resuena la verdad de alguien o el mensaje de alguien, está perfecto lo importante es el mensaje y no el mensajero....y repitiendo si te resuena tómalo si no déjalo pasar... no es para ti... mas también justo es a esto que se nos invita a no tener ningún ídolo, ningún Avatar, nadie a quien seguir... solo sigue tu propio corazón… justo de esto habla de los falsos profetas marcando a alguien en particular... pues todos somos maestros y alumnos a la vez y no en si el vehículo llamado cuerpo, y no la personalidad, sino el mensaje que llega a través nuestro o a través de los otros.

3 comentarios: