Seguir

miércoles, 2 de julio de 2014

Arcángel Uriel Carta I a través de Selén Om. 1 de julio 2014. ¡Compartir!


Audio

1 de julio de 2014.

Amados, yo soy Uriel, Arcángel de la Presencia y de la Reversión. Mi Presencia se haya hoy asentada en el Sol de este sistema solar y, por 12 días, el rayo de mi energía se dirigirá de manera específica a la humanidad del planeta Tierra para impulsarla a la transcendencia y a la unificación.

Mi Presencia siempre se manifiesta junto a todas las expresiones de la vida planetaria en los momentos de reversión, de conclusión, e inicio de ciclos. Así que, en este momento particular donde el reino humano de la Tierra vive, dentro de un ciclo mayor y planetario de transición, un punto de reversión particular, yo me acerco a cada alma, en acogimiento y amor.

Mi cuerpo solar es un recinto que en estos días todo abarca y todo envuelve, resonando un impulso dinamizador que apunta a catapultar, de cierta forma, a toda esta humanidad a una forma diferente de interrelación, una forma diferente de interdependencia. 

Mi cuerpo solar, como un gran árbol, resuena y aglutina las almas humanas de la Tierra y formamos juntos el Gran Árbol de la Interdependencia.


Hijos e hijas - así que en estos días, además de vuestro hermano, yo encarno la fase del Padre para todos ustedes - muchos de ustedes vienen tocando otro estado, otra posición en relación a la Vida, un estado que yo no llamaría nuevo, ya que se refiere a la expresión original y natural del alma, pero de todos modos, un estado diferente, radicalmente distinto del prisma que hasta entonces ha coloreado su experiencia. 

Este estado, que cada día más y más de ustedes redescubren, tocan, o en él profundizan, se instala a partir del reconocimiento o despertar a la unidad esencial de la Vida.

Este reconocimiento que comienza a tocar los estratos más externos de la percepción es vivido por el alma como un bautismo de Fuego Vivo, un Fuego que es la propia Esencia, o como algunos lo denominarán, el Gran Espíritu. Es en este punto que un primer cambio radical ocurre, si bien este evento pasa desapercibido para la gran mayoría - él es percibido en general por sus efectos en la entidad concretamente manifestada, por las modificaciones que se hacen aparentes en la estructura psicofísica que ustedes denominan personalidad - pues este baño en el Fuego Vivo vibra de hecho, en el alma humana la Verdad de su Unidad; una unidad que no es individual - como a lo largo de la experiencia de olvido el alma experimentó - sino Unidad Universal, donde el alma despierta a la Verdad de su eternidad en cuanto a su propio Ser, o Gran Espíritu y de su ilusión efímera, como aspecto individualizado del Ser Uno.

Esta lente del individualismo condicionó, y aun condiciona hasta cierto punto la expresión del alma humana, que ya fue planetariamente liberada de los velos y de los grilletes que aceptó voluntariamente asumir como parte de su servicio a este planeta. Sin embargo, la actualización de esta liberación para esta misma expresión exterior - humana y planetaria - pasa por un proceso que muchos hermanos y hermanas denominan como ustedes; Transición Planetaria.

A medida que el alma humana va siendo sacudida y despertada de su sueño parcial, la lente del individualismo que condiciona su expresión superficial va tornándose más fina, más frágil, y comienza a presentar pequeños agujeros a través de los cuales ustedes ya vislumbran una nueva Realidad - nueva para la persona que ustedes manifiestan, pero reconocida internamente por ustedes como la única Realidad posible, como su verdadera morada y hogar original.

En estos días, yo los invito a todos a unirse a mi conscientemente, en atención e intención, pues todas las almas ya vibran en el Canto de la Unidad que yo entono. Yo los invito a permitirse ser acogidos por mi y en mi, envueltos en mi Resonancia, envueltos en mi Dulzura, para disfrutar juntos de un momento de Éxtasis que luego ustedes reconocerán, que nunca tuvo inicio o fin. Celebremos esta Onda de Fuego Vivo que se derrama de mi Corazón, que es vuestro Corazón.

Yo soy Uriel, Arcángel de la Dulzura y de la Reversión hacia el Amor y los amo.


Transcripción realizada por colaboradores del blog.

Traducción: H. N.

No hay comentarios:

Publicar un comentario