Seguir

sábado, 11 de abril de 2015

RE-ENCUENTROS de Marzo 2015 PRIMERA PARTE O.M. Aivanhov 4 - "Procesos Relacionados a la Liberación Colectiva"



1 – O.M. AÏVANHOV

Preguntas y Respuestas

2– O.M. AÏVANHOV
Preguntas y Respuestas

3 – O.M. AÏVANHOV
Preguntas y Respuestas
En proceso de traducción

4 – O.M. AÏVANHOV
Procesos relacionados a la Liberación Colectiva

5 – O.M. AÏVANHOV
Todo se pone en lugar ahora.
En proceso de traducción



4- O.M. AIVANHOV 

Procesos Relacionados a la Liberación colectiva 

Y bien queridos amigos, aún soy yo. Al igual que son aún ustedes.

Entonces, no voy a pedir preguntas esta vez. Quiero expresar un cierto número de cosas. Estas cosas están relacionadas por supuesto al proceso que viven que está en curso y dirigido como lo saben, a la Ascensión colectiva, a la Liberación colectiva y a los procesos que superan largamente lo que la persona pueda concebir o imaginar. Les hemos dado, durante todos estos años, los elementos de referencia. Perciben quizá que desde la apertura de Uriel del mes de febrero, más allá de los Cuadernos, hemos dado durante estos días los elementos extremadamente precisos que no habían sido comunicados hasta el presente.

Estos elementos que dimos son puntos de referencia en lo que se desarrolla y que de toda forma se desarrollará incluso sin referencia. Pero que les permite quizá, no satisfacer una curiosidad sino yo diría que más bien inscribirlos en esta realidad, sin aprehensión, sin reticencias, sin proyecciones y sin esperanzas pero simplemente como esto ha sido dicho, en su desnudez primera. Es decir en su blancura, en su pureza, en su belleza, la de la Eternidad, la del Cristo, la del Sol y ella también de esta Tierra finalmente liberada de un cierto número de prejuicios, diríamos.

Entonces, interesémonos si lo quieren bien, no ya en la historia, no ya en las señales, y en las primicias de las que hablé hace algunos años, y que son todas reveladas bajo sus ojos, desde el momento donde se interesen en lo que pueda pasar sobre la tierra. Pero esto pasa también en el interior de ustedes. Eso revuelve, eso tiembla, eso quema, eso se licúa, eso desaparece, eso hace las cosas nuevas, eso hace las cosas diferentes, y lo sienten bien, incluso si no está claramente definido, que realmente los elementos, en ustedes como en la tierra, que firman una transformación mayor. Es incluso más que una transformación, es una Resurrección. Entonces por supuesto uno va a hablar de todas las señales previas que debían manifestarse durante estos años. Ustedes lo han visto progresivamente a través... aquellos que han seguido lo que nosotros dijimos en relación al avance de la Luz, ustedes han vivido ciertos de los síntomas o de las señales que son características de la Luz.

Hoy vamos a tratar primero de ver, yo diría, de alguna manera lo que va a pasar con el fenómeno, no colectivo sino en lo que precede ahora al Llamado de María y luego el proceso colectivo. Gema Galgani les ha precisado lo que se pasará durante el período del éxtasis. Ella no les ha hablado de después de, porque después de es la sorpresa, y no sirve de nada focalizarse sobre esto. Lo que es importante, es el acervo de la Luz, es la manifestación de la Luz aquí misma, que ven, que sienten en su cuerpo incluso si él tiene cosas que pueden parecer horribles en este mundo o en su vida. Recordar y entender que esto es solo una escena de teatro cuyo único objetivo es despertarlos definitivamente, si es que esto no está ya hecho.

Entonces por supuesto hay todos los acondicionamientos, todas las heridas, toda su historia, todo lo que es repetido a medida de su vida, como de los otros seres humanos, que crean aún un sentimiento de linealidad de este mundo. Pero saben muy bien que salen cada vez más a menudo de esta linealidad, también a través de la expresión de las dimensiones unificadas, de la Obra al Blanco en el seno de su mundo: aparición de Luz, esto que dije ayer sobre los vórtices elementales, lo que puede producirse y que ven, en ustedes como a su alrededor, la aparición de la visión de su cuerpo de Etreté cada vez más claramente, o entonces, si no viven nada de todo esto, una capacidad a no ya preguntarse y a tomar la vida, yo diría, de la manera más simple e inmediata, que ella les presente.

Y observan por otra parte, entre todos los hermanos y hermanas que encuentran aquí y en otra parte, que hay algunos entre ustedes que con los mismos proceso de vibración y de conciencia, van a manifestar quizá más paz y serenidad, y otros más cuestionamientos. Esto no quiere decir que aquel que se cuestiona, es más o menos avanzado. Esto quiere decir que su reloj espiritual, su reloj biológico tiene su propio ritmo, incluso si por supuesto, tiene los puntos de referencia que les son comunes, cuando tienen la percepción de la vibración. Pero incluso si no tienen esto y que nos siguen siempre, se dan bien cuenta que no están ya como antes. Incluso si esto les parece peor, lo importante, es que haya este cambio. E incluso si les parece que este cambio está al contrario de la Luz, Desengáñense. Es lo contrario de la luz para lo que no tiene más razón de ser y que debe morir. En cualquier forma. Ya sea por un hermano o una hermana, ya sea como dije por un ladrillo que cae sobre la cabeza o lo que sea por cualquier circunstancia que la vida lestrae.

Si permanecen en este Aquí y Ahora como dijo Anael, si ponen a Cristo delante y entre ustedes, en las relaciones, en las situaciones y también en ustedes, lo que es completamente factible ya desde hace un mes, incluso aunque es, para algunos de ustedes por pequeños toques, o entonces por una invasión fenomenal del Cristo. Porque Cristo, él toma todo el lugar, desde que ustedes liberan un espacio, él lo toma. Es exactamente lo que pasa con la Luz y con su cuerpo de Etreté. Por el momento la Luz se precipita sobre ustedes, se precipita sobre los vórtices, y encuentra aún más y más oportunidades para engancharse. La buena noticia es que desde mañana, que es el día de la Anunciación y que precede, yo diría, a la futura semana Pascual, y luego la luna llena que llega pronto, en una decena de días, yo creo.

Todo esto es algo, si lo quieren, que va a traducirse para 
ustedes en un cambio interior, si no está aún manifestado. Y si piensan ya lo que eran, no hace un año sino hace algunas semanas, están obligados a constatar que hay cosas que han cambiado. Entones hay cosas luminosas evidentes y luego hay cosas que no les parecen luminosas. Pero puedo asegurarles que lo que no les parece luminoso hoy, será luminoso mañana, o cualquier otro día. Pero en todo caso, en este período de mañana y todo el mes de abril, van a constatar la evidencia de lo que dijimos desde los Cuadernos de Febrero, pero también lo que dijimos desde el principio de esta semana.

Que esto sea incluso a través de sus preguntas, a través de sus percepciones, sus vivencias o sus interrogaciones, en relación a lo no vivido. Independientemente de todo esto, si se miran objetivamente, están obligados a concebir y a aceptar que incluso independientemente de los estados de Etreté, las experiencias de Etreté, o incluso del Liberado viviente que no está ya preocupado por todo esto, que se producen en sus vidas las cosas diferentes. Su sueño es diferente, la alimentación es diferente, las relaciones también son diferentes. Observan que llegan a comprender cada vez menos con las palabras. Esto es normal. Se entienden cada vez más fácilmente con el Cristo y con el Amor, y el Amor no tiene necesidad de palabras. Esto quiere decir que si no entienden en una situación dada, como dijo Anael, es simplemente porque han omitido poner el Amor delante y por todas partes antes de expresarse. Porque una vez que la persona se expresa, obviamente lo que se expresa es su persona. Ahora bien lo que pasa es la desaparición de la persona.

¿Qué es lo que esto quiere decir? Es que los modos de comunicación aquí mismo, los modos de relación no pueden ya ser disfrazados por las palabras. Y entonces es necesario mirar de corazón a corazón y de alma a alma, si ella existe, es decir en los ojos, es decir con el Cristo que está allí. Y esto, de una manera o de otra, incluso si no lo han puesto en práctica, están obligados a constatar que hay los cambios de una manera general en todos los sectores de sus vidas, en todos los sectores de su cuerpo, en su manera de vivir. Observan que por relación al tiempo también tienen distorsiones, es decir que unas veces el tiempo pasa muy rápido y que otras no pasa ya, parece no ya discurrir.

Consecuentemente, tienen los períodos de pre-éxtasis. Y esto puede conducir a los pequeños incidentes si no obedecen a lo que la Luz les pide: van a constatar que van a topetearse por todas partes, que  su auto, va estar golpeado, que las relaciones con los demás no parecen muy normales, ellas les parecen anormales. Pero esto es porque ustedes han simplemente olvidado, cualquiera que sea su estado de Realizado o de Liberado, poner en las relaciones aún existentes porque están aún encarnados, de poner la Luz por delante, el Amor por delante, y el Cristo por todas partes. Si se dan cuenta de esto, les garantizo que muy, muy, muy pronto constatarán que devienen felices como un niño. Y que todo lo que debía desarrollarse en su vida, incluso las obligaciones, y sobre todo estas que no les gustan, van a realizarse en el mismo estado de paz, porque saben que no son esto. No las rechazan, las hacen. Esto quiere decir que las han transcendido, que las han superado.

Y nada nefasto puede llegar. Incluso si esto les parece nefasto, esto solo es una ilusión de la distancia aún a veces existente entre su Eternidad y su efímero que aún se manifiesta. No olviden que el último pasaje, está también relacionado al primer pasaje del acercamiento de Uriel en diciembre del 2010, que está relacionado a la activación del Verbo, el Verbo creador. Si tienen el Verbo creador, incluso intermitentemente, las palabras no tienen ninguna importancia. Y se harán entender mejor en las relaciones con los demás, en los problemas que puedan existir en
 ustedes o al exterior de ustedes por ejemplo, mirando, tocando, haciendo silencio antes de hablar. Y no querer a toda prisa tener razón, justificarse, o imponer lo que sea.

Y la desaparición, ella está también allí. Es decir, hacer desaparecer los hábitos, los convenios, los códigos sociales, los códigos morales que existen desde la noche de los tiempos. Y si superan esto verán que en el otro, incluso si es el peor enemigo, solo podrán ver al Cristo, no como una imaginación, no como cualquier cosa que está en el futuro. No, lo verán realmente en el momento donde lo vivan. Es decir que todo lo que se desarrolla en este momento a nivel de la ascensión individual y colectiva solo tiene por objetivo y vocación hacerlos entrar en totalidad en Eternidad. Pero para esto, es necesario entrar en totalidad en la Humildad, la Simplicidad y en la madurez y la responsabilidad, y sobre todo en el Amor.

Ahora bien a veces tienen las palabras, que salen, que no son incluidas en la cara. Todos lo notarán. Esto quiere decir simplemente que las palabras que han salido, son simplemente las que sirven para situarlos, uno y el otro en la relación. Por el contrario, si hacen Silencio, si ponen al Cristo delante, en ese momento allí el Verbo saldrá de ustedes. ¿Cuál es la diferencia? No es tanto que las palabras sean agradables o desagradables, porque el Verbo, él también puede decir “mierda”. Pero lo dice no con elegancia, sino con Amor. Y ya no es un poder sobre el otro, esto ya no es una voluntad que uno aplica sobre el otro sino es la exactitud de espada de Cristo, de la espada de la Verdad.

El Verbo, es la espada de Verdad. El Cristo ha dicho que el vendría a cortar todo lo que debe serlo. Y ustedes también, cortan lo que debe serlo. No luchando, no aportando una contradicción o una oposición, sino más bien estando en su Eternidad, simplemente. Es decir que es necesario perder los hábitos, yo diría, de la vida común. No para devenir un “alocado” que marcha a tres metros del suelo, muy al contrario, no para portar las vestiduras blancas con las flores en las orejas. Para ser tal como son, pero renovados. Y esto pasa por el Silencio. Por el Verbo y no ya por las palabras. Esto puede ser una mirada donde todo está entendido, donde todo está dicho. Esto no es más los grandes discursos intelectuales, incluso si nosotros los hacemos, pero esto es para (no yo, ¡eh!) simplemente para decirles y mostrarles allí donde es necesario llevar la conciencia para recobrar este estado inicial, este estado primero, que es a la vez el Juramente, la Promesa y, como lo ha dicho Gema, el Absoluto. El Absoluto no tiene necesidad de palabras, no tiene necesidad de explicaciones, no tiene necesidad de justificación. Él vive el momento con una tal intensidad que no puede haber incomprensiones ni confusión Es decir que el Momento Presente toma precedencia sobre las relaciones y las comunicaciones anteriores.

Aprendan a hacer Silencio. Cuando vean algo que no puede salir de su boca o de su corazón, cuando vean que hay una gran alegría pero también una frustración, paren todo. Pararán su mental, y ya está. Ya no estarán frustrados. Simplemente en 
ustedes, como en la relación, como no importa cuál (como dijo Anael) comportamiento o situación o lugar, hagan el silencio. Aprendan a poner el Cristo delante. Pero para que el Cristo esté delante, y el Amor esté delante, es necesario verdaderamente desaparecer. 

Tomen por hábito reflexionar antes de hablar, incluso en una discusión. Respeten los momentos de silencio, de integración, como lo hace el Espíritu del Sol, como yo lo hago también, de vez en cuando, y como nosotros lo hacemos, de vez en cuando, como ustedes quizá lo han notado, viniendo aquí con ustedes. Pues todo esto en cualquier estado en cualquier situación que sea.

No hay necesidad de ir a meditar o de alinearse puesto que el Cristo, está allí. Incluso si tienen la necesidad de hacerlo en ciertos momentos, puesto que la Luz los llama. Pero en el caso de un problema, la Luz, ella no los llama, y dirán ¿qué es lo que pasa? Y es que son ustedes quienes deben llamar a la Luz. No como una petición para que esto pase como ustedes lo quieren, algo más, pero mucho más para experimentar el Silencio, la mirada. La mirada que regresa al alma no a la persona. Y el Verbo Pero manejar el Verbo, esto quiere decir que la persona no está ya allí. Esto quiere decir que las palabras que van a decir o los silencios que van a manifestar y las miradas que van a portar, y la mano que van a poner sobre la espalda de su hermano o de su hermana, van a ser mucho más importantes que el resto. Y la solución, ella está allí, cualquiera que sea la dificultad.

Por lo tanto, si aprenden una paciencia particular y salen de los convenios habituales de toda relación humana, no para huir de una relación o para huir de una ruptura, porque hay cosas que deben producirse. Pero allí, ellas pueden producirse de diferentes maneras. Según las personas, con los rencores que pueden manifestarse, incluso si están Liberados o en curso de Liberación, incluso si viven el corazón y la comunión con nosotros. Saben muy bien, y nosotros también cuando estuvimos vivos, que hay situaciones que nos enervan prodigiosamente. Esto fue válido para mí pero también válido para Bidi. Esto fue válido también para Sri Aurobindo y también para Teresa.

Es necesario no creer que porque están en la Humildad total, se borran para huir de cualquier cosa. Al contrario, están plenamente allí. Pero están plenamente allí, no solamente en la persona que son sino portadores del Cristo. Y allí y acá parecería, como la nariz en medio de la figura. Entonces, ¿por qué regresar de nuevo en la persona (personalidad) con los miedos? Cuando estén en este tipo de cuestionamientos, este tipo de relaciones, este tipo de situaciones que parezcan desestabilizarlos, paren todo No huyan, piensen simplemente: “El silencio es la antecámara del Verbo” hagan silencio, incluso si los miran extrañamente, tomen algunos segundos, miren a los demás en los ojos de forma apropiada, totalmente transparente. No hablen, no sigan lo que les dice su mente o su afecto. Tomen algunas respiraciones y dejen venir al Verbo, dejen venir la mirada, dejen venir la solución, en
ustedes como en el exterior de ustedes. Que esto sea para no importa qué. Hace algunos meses yo dije: van a ir al supermercado porque quieren comer un tomate, y encuentran otra cosa porque han seguido la Inteligencia de la Luz. 

¿Por qué no hacen lo mismo en la manifestación? Es decir no ya en el curso de su vida, en todo lo que tienen que hacer, sino en cualquier situación que la vida les presente. Es decir con nosotros, cuando llegamos en su Canal Marial. Es decir entre
ustedes cuando hay algo que no pasa, o cuando hay algo que pasa muy bien. No es que porque algo pase muy bien hay que adoptar los comportamientos arcaicos. 

Ustedes están Liberados. Son los portadores del Cristo. Están en camino de Ascensión. Están en Ascensión individual. Por lo tanto, pongan en obra todo esto. Hagan el Silencio. Permanezcan tranquilos. Dejen emerger en
 ustedes no el pensamiento y las palabras, sino el Verbo, el Cristo. Y verán que en ese momento-allí, que esto sean las palabras que salgan, no serán ya las palabras que habían decidido emplear anteriormente. Entonces a veces van a decirse: ¿Pero qué es lo que pasa? lo dije al contrario de lo que había pensado. Es bastante normal. Porque lo que se expresa en ese momento allí, es más la persona, es más incluso la claridad de lo que ven en el otro, pero han sobrepasado todo esto. Y allí el Cristo está realmente en ustedes, y en el otro y entre ustedes. Y en este momento, si respetan este Silencio, si acogen totalmente al otro, incluso en su violencia la más evidente, esto va a ser transmutado. 

Van a darse cuenta que son el Espíritu del Sol. Van a darse cuenta que las palabras que salen no son ya sus palabras, incluso si esto sale por su boca. Y sin embargo son ustedes. Son ustedes en Eternidad. Si no son palabras es una actitud. Esto puede ser una mirada. Esto puede ser no importa qué pero es la primera reacción. Es la acción salida del corazón y del Cristo, es decir de su Espíritu Solar. Si realizan esto, tienen un tiempo extremadamente breve. A veces, va, en el peor de los casos para los más «cabeza de coco », algunas semanas. Y verán la magia de la acción del Amor, la magia de la fraternidad, la magia real de la compasión. No de la compasión superficial que se expresa de persona a persona, sino la compasión natural de corazón a corazón. Y para esto, no hay necesidad de palabras del mental, ni de los pensamientos, hay necesidad de palabras del corazón, hay necesidad de la mirada del corazón hay necesidad de la mano, la que se posa del corazón. Es decir que todas las estrategias de funcionamiento, cualesquiera que ellas sean funcionales o sean anormales, que les parezcan hasta ahora como esto, van a desaparecer.

Es decir, que hoy, ustedes están aún en las estrategias, como lo dije, de supervivencia, para atenerse a este mundo más que a la Vida. Pero van a darse cuenta que si se apegan cada vez más a la Vida Eterna y al Cristo, que vivan las vibraciones o no, que su conciencia haya ya vivido el Etreté o no, ¿qué es lo que pasará? Pero el Cristo, él va a verlos enseguida. Dondequiera que estén. El solo espera esto. Que mantengan limpia su casa. Entones puede ser que la casa, ella tenga aún impurezas. Pero si hablan, las impurezas van a precipitarse. Entonces, olviden las impurezas, olviden lo que el otro les proponga, o lo que la situación les ofrezca, pregúntense a sí mismos treinta segundos y dejen surgir. Sin querer, Sin nada. Este simplemente el Aquí y Ahora es el que va a ponerlos en este estado allí.

Activen si quieren, si son capaces, los Triángulos Aquí y Ahora. Primero siéntalos vibrar. El proceso será siempre el mismo. Si permanecen en una relación, en una situación, con su amor, con su mónada, con el peor enemigo que tienen ganas de matar, poco importa, no lo hagan. No hagan nada. No digan nada. Algunos segundos de silencio, algunas respiraciones, la mirada. Y dejen venir lo que llega. Ustedes serán todos los canales de la Eternidad. Y verán que su vida y la tierra entera cambiarán rápidamente al cambiar ustedes. Y vivirán la desaparición de los convenios patriarcales arcaicos, en todos los niveles. Incluso con el hermano, la hermana, el marido o la esposa, donde les parezca que hay una incomprensión quizá exacerbada en ese momento. Incluso si esto debe ir al final. Es mejor ir al final en el Amor, que en el rechazo del Amor. Porque el Cristo, está allí. Y le deben este respeto. Al igual que María estará pronto allí, totalmente en ustedes. Y que es nuestra Madre, en el sentido el más noble. Ella nos ha dado, no la vida del alma, sino la posibilidad de experimentar una esfera particular, incluso si ella ha estado, diremos, encerrada.

¿Lo ven? Piensen en toda situación. Piensen también desde la mañana al despertar, cualquiera que sea su estado, que hayan transpirado toda la noche, que tengan los pies ardiendo, que aquel que duerme al lado suyo, tienen ganas de estrangularlo antes de que se despierte. No hagan nada. Respiren. No ahuyenten los pensamientos. No busquen que es lo que van a hacer como gesto, como movimiento o que es lo que van a decir. Entren nuevamente en ustedes. No es necesario vivirlo una media hora, sin esto, van a desparecer, allí hace falta estar presente. Pero involúcrense con el proceso de desaparición por el silencio de las palabras, por el silencio de los pensamientos, por el silencio de los gestos, desde la mañana al despertar. Céntrense. Esto no toma una hora, esto no es una plegaria, esto no toma como una alineación, un número de minutos importante. Esto es instantáneo. Y entre más lo piensen, y devengan obsesionados en relación a esto, más desaparecerán.

Esto va a ser verdaderamente evidente a vivir, vibración o no vibración. Si respetan esto, si hacen la experiencia, constatarán muy pronto que nunca podrán ser como antes. Y que el cambio, antes incluso del Llamado de María y la Resurrección, estarán ya ustedes en este estado. Es muy importante. Quizá no para ustedes, quizá no para el otro en la relación o en la situación, sino para el Cristo y para el conjunto de la humanidad, incluso al otro lado del planeta. Porque demuestran allí mismo su maestría, que no es un control, que no es una necesidad de parecer o aparentar al otro como esto o aquello. Pero dejan emerger el Cristo. Y allí, las palabras que salgan no son ya sus palabras. La mirada que tengan no es ya su mirada.

Hagan esto. Porque a través de lo que vine a decir que es extremadamente simple, tienen la posibilidad de elevar al mundo, de hacer colapsar una montaña, de parar la lluvia. No para mostrar un poder o para manifestar un poder. Porque encarnan el Verbo. Y el Verbo, no es únicamente la palabra, el Verbo creador, es el conjunto de su cuerpo aquí presente, a la vez en el cuerpo físico, en el capullo de Luz y en el cuerpo de Etreté sobre todo, lo que va a darles a vivir esto.

Vean, es muy simple. No hay necesidad de analizar lo que sea. No hay necesidad de proteger lo que sea, ni de imaginar o de pensar lo que sea. Y verán que la comunicación, cualquiera que ella sea, estará plena de la Esencia del Cristo. Estarán devenidos al Espíritu Solar, aquí mismo, antes incluso de que el Cristo se instale definitivamente. Vean, esto deviene cada vez más simple, a condición de verlo. Es por esto que debía venir para darles esto antes de mañana. Porque mañana, es un día en el calendario, por todas partes, que se llama la Anunciación. Miren lo que quiere decir la Anunciación. Verán que es algo importante. Sobre todo en relación a todo lo que les hemos dicho desde hace tantos años.

He aquí lo que tenía que decir. Si hay preguntas, únicamente en relación a esto, sobre cómo hacerlo, si tienen necesidad de otra respuesta, entonces los escucho. Si es claro, es simple. Eh, bien, hacemos lo mismo para saludarlos. Inmediatamente allí ahora. En el silencio, sin pensamientos, se está cómodo.

Pueden decidir en el momento, abrir los ojos, mirar a quien quieran. Apretar una mano. Dar un abrazo. Dejar hacer lo que va a salir en ese momento allí. En el Aquí y Ahora. Pero también sobre todo en la espontaneidad y en la Transparencia total. La persona no está ya, lo que sale es el Verbo, que este Verbo se manifieste por el gesto, la mirada o en algunas palabras. Nosotros lo hacemos ahora.

...Silencio...



Queridos hermanos y hermanas, voy a dejarlos ahora entre ustedes. Estamos siempre allí, por supuesto, pero voy a dejarlos vivir lo que vine a decir.

Los abrazo. No a todos, sino esto va a tomar demasiado tiempo, pero a todos juntos diremos.

Todas mis bendiciones y trataré (si me dicen no, se verá...), trataré de hacer un pequeño pájaro aún mañana, ¿no es cierto? Ustedes me dirán cómo ha ocurrido desde hoy, lo que vine a decirles.

Todas mis bendiciones en su corazón.

Hasta pronto.



 RE-ENCUENTRO DE MARZO DE 2015 "PRIMERA PARTE" 1 - O.M.AÏVANHOV PREGUNTAS
RE-ENCUENTRO DE MARZO DE 2015 "PRIMERA PARTE" (O.M.AÏVANHOV) 2 - OM AIVANHOV
RE-ENCUENTROS de Marzo 2015 PRIMERA PARTE 3 – O.M. AÏVANHOV Preguntas y Respuestas
RE-ENCUENTROS de Marzo 2015 PRIMERA PARTE O.M. Aivanhov 4 - "Procesos Relacionados a la Liberación Colectiva"
RE-ENCUENTRO DE MARZO PRIMERA PARTE 5 - O. M. AÏVANHOV Todo se pone en su lugar ahora

RE-ENCUENTRO Marzo 2015 SEGUNDA PARTE Parte: El Espíritu del Sol

RE-ENCUENTROS DE MARZO TERCERA PARTE: DIVERSOS INTERVINIENTES Preguntas y Respuestas

RE-ENCUENTRO DE MARZO CUARTA PARTE CANALIZACIONES MAGISTRALES 
HERMANO K.
La Autonomía de la Libertad
URIEL EL CANTO DE LA LIBERTAD CUARTA PARTE:  
MARIA LA HORA DE LA LLAMADA  
SNOW  (NIEVE)   LA ACCIÓN DE LOS ELEMENTOS SOBRE ESTE MUNDO  
 ANAÉL LOS MECANISMOS DE LA ASCENSION  
NIEVE - LA ACCIÓN DE LOS ELEMENTOS SOBRE ESTE MUNDO
URIEL – MIKAËL – GABRIEL Venimos a otorgar lo que tiene que ser otorgado en vosotros y para vosotros…

No hay comentarios:

Publicar un comentario