Seguir

sábado, 21 de febrero de 2015

Mensajes De La Luz – ELOHIM , LA SEMILLA DE LA FELICIDAD 21-02-2015




Pregunta: Estamos viviendo un período de adaptación, la opción de encontrar la deseada FELICIDAD.


Sin embargo, por más que cultivemos la buena voluntad de desarrollarnos como SER, en la situación de humanos, nos enfrentamos con dos realidades – La “vivida”, vulnerable a la sociedad y a la necesidad de ser adecuados a ciertos hábitos que “garanticen” los bienes materiales y mantienen las relaciones interpersonales en cierto equilibrio y el DESEO por el Espíritu, que retrata la esencia del Ser independiente de los factores externos, pues es la propia Libertad.

Cómo equilibrar esas dos realidades, sin que una interfiera con la otra? O de hecho, lo mejor es vivir la segunda?

ELOHIM – Somos las emanaciones de vida fluyendo en el Cosmos y materializando las intenciones y pulsaciones vibrátiles del Creador.

Damos vida a las energías que son emitidas por la esencia Divina en todas sus divisiones y manifestaciones.

Somos la fuerza que mueve todas ellas en un camino de somatización.

Somos la onda que navega en el océano del infinito conduciendo cada embarcación por el camino cierto.
Ustedes todos están siguiendo el camino cierto, porque cualquier dirección apuntada en el océano de Dios resultará en un objetivo satisfactorio.

De hecho, el único objetivo que existe, es el de vivir.
Nosotros sentimos gran alegría en poder estar con ustedes una vez más a través de las palabras de este mensaje y dejarles un poco más de quiénes somos y de nuestras intenciones positivas a vuestro respecto.

Nosotros oímos el grito del deseo por la felicidad y plenitud de vuestro mundo. Y decimos con firmeza, que prácticamente “nos agitamos alrededor” de nuestra posición en motivación y alegría, en el deseo de aproximarnos a ustedes de forma que puedan comprendernos, a fin de que dejemos la semilla de la felicidad con vosotros.

Nosotros venimos a dejar en vuestras manos la simiente de la felicidad y prometemos que no dejaremos este contacto sin que lo hayamos hecho dignamente.

Porque ustedes merecen poseer esa semilla, ella es vuestra, está destinada a cada uno de ustedes de la Tierra y de los confines del Universo.

Y somos sembradores de esta simiente en todo rincón donde la vida se manifiesta.

Si la felicidad para la piedra es existir y fluir en un ambiente cuyo movimiento sea intenso, porque en él existen fricciones y las piedras precisan de ellas para expandirse, entonces, es ésta la semilla de la felicidad que depositaremos en ella.

Si la felicidad para una planta es recibir el agua de la lluvia y los templados rayos del Sol, entonces, fluiremos en eso a fin de conferirle esta semilla de felicidad, para que ella noblemente se expanda.

Si la felicidad para un animal es ser libre, teniendo en su ambiente la posibilidad de alimentarse conforme a su necesidad al mismo tiempo que en él encuentra su bienestar, entonces, será ésta la semilla que le entregaremos, será éste nuestro fluir a partir de él y para él.

Nosotros somos la flecha que apunta hacia la felicidad y cargamos en nuestra esencia las semillas de ella.

Y sabemos que cada forma de vida posee su propia semilla, por eso, precisamos que conozcan cuál es vuestra semilla.

Enseguida, precisamos que la asuman, que la vibren, que la sientan, que la deseen.

Y después, necesitamos que vivan conforma ella es en eso, será inevitable que se la entreguemos , conforme a vuestro convocar, conforme a vuestro deseo, conforme al soplar de la vida y de la expansión en cada uno de ustedes.

Normalmente estamos fluyendo en vuestros contextos a través de las múltiples expresiones de la vida. Sea en el aprecio de un bello día, sea en la alegría vuestra al vivir algo que gustan, sea en el amor, en la paz, en la satisfacción, en el equilibrio.

Otras veces nos expresamos y nos manifestamos a través de sus emociones oscilantes e intensas, como el entusiasmo, la exaltación, otras veces la rabia.


Sí, nosotros fluímos en la rabia, pues en ella ustedes expresan su fuerza e imposición natural.

Precisan de ella, ya que saben hacerla fluir de un modo que los fortalezca y no de un modo que los desconecte de lo mejor de ustedes, sometiéndolos a los estados de odio, que son energías de baja frecuencia.

Si bien, muchas veces el experimentar de ellos sea necesario y tenga su importancia en lo que dicen respecto al aprendizaje, preferimos que ustedes se polaricen en las vibraciones que son más elevadas.

Porque, a pesar que reconocemos que el sufrimiento puede proporcionarles grandes lecciones, garantizamos que los estados felices pueden enseñarles mucho más y de mejores formas.

Porque si la felicidad no fuese la manera más promisoria de crecimiento, expansión y aprendizaje, no estarían, todos ustedes, viviendo siempre en busca de mejorar y mejorar.

Dónde quieren llegar? A la felicidad, cierto? Y por qué? Porque instintivamente saben que es en ella que ustedes alcanzan el punto con vuestro vibrar perfecto en Dios.

Si de hecho el dolor fuese vuestro mayor aliado en el aprendizaje, entonces, el sufrimiento sería vuestro objetivo interior.

Pero no lo es. El Universo apunta constantemente hacia la dirección del Bien y sólo hacia ese objetivo y ningún otro más.

Todos ustedes están inmersos en una corriente infinita, gigantesca, imposible de medirse con los medios que ustedes poseen en la Tierra, basados en la forma en que la tercera dimensión mide la vida, o sea en: altura, largo y ancho.

Y esa corriente magnífica y sublime los está llevando a ustedes naturalmente.

Y deseamos, más allá de fluir en esos estados que citamos, aproximarnos a ustedes de esta forma aquí, consciente, en las palabras, en el contacto, en conversaciones que sabemos que ustedes comprenderán.

Pues una sonrisa, por más linda que sea, de una persona dirigida a ustedes, puede no ser muy clara respecto a su intención.

Ustedes piensan muchas cosas y si alguien sonríe en vuestra dirección, puede haber varias interpretaciones, como éstas: “Mmm, aquella persona está contra mí!”, “será que aquel sujeto se está riendo en mi cara?”, “acaso tengo cara de payaso?”, ” de dónde me conoce aquella persona para estar sonriéndome?”, “bueno debo estar “verde” para que aquella persona de allí se quede mirándome y sonriendo”.

Y una sonrisa, muchas veces puede ser tan solo una sonrisa. Qué tal si no se importaran de la intención y apreciaran tan sólo la sonrisa?

Es justamente porque tienen tantos conceptos e interpretaciones para una simple sonrisa direccionada hacia ustedes, que nosotros queremos expresarnos de una forma más clara.

Y esta forma es a través de este contacto consciente.
Hablando vuestra lengua, expresándonos con sus palabras y usando los términos que ustedes usan se identificarán y conseguiremos “intercambiar” de forma bastante lúcida.

Sobre la felicidad? Somos peritos en eso, y todos ustedes lo saben bien.

Porque observamos vuestros problemas, observamos vuestros conflictos y a ustedes debatiéndose algunas veces de un rincón a otro en la vida.

Y si pudiésemos conversar entre nosotros como ustedes lo hacen ahí, diríamos los unos a los otros así:
- Bueno, ellos (ustedes en la esfera física) están jugándose como bolitas de ping-pong de un lado para otro intentando resolver aquellas cuestiones que tanto los afectan.

Sin embargo, ellos aún no despertaron a la conciencia de que al lanzarse de un lado para otro en la vida, generan más incomodidad y no pueden crear soluciones una vez que crean incomodidad.

Son vibraciones opuestas! Pero, vamos tan sólo a asistirlos en ese jueguito vibracional porque sabemos que el contraste experimentado por el mucho debatirse aquí y allí les dará lucidez, los harán, en determinado momento de la experiencia, parar y cuestionarse lo siguiente: “Hey, qué está ocurriendo que no consigo resolver eso? … O quien sabe van a preguntarle a Dios: “Señor, dónde me estoy equivocando Por qué no me ayudas a solucionar el problema”.

Sí, es a eso que mucho recurren delante de situaciones difíciles y obviamente lo hacen instintivamente por cuestión de sobrevivencia y búsqueda por lo mejor.
Y en eso, no interferimos hasta que seamos “convocados” para tal. Claro, tenemos muchas ideas al respecto, podríamos contarlas, sin embargo, aún no están interesados, pues del juego de ping-pong parece, de alguna forma, ser interesante.

Considerándolo todo, si pudiésemos, si fuéramos solicitados a opinar, diríamos: Por qué no vivencian su felicidad?

Por qué simplemente no sueltan los conflictos y buscan sentirse bien ahora mismo?

Están precisando de más dinero? Busquen la felicidad. Están precisando de amor? Busquen la felicidad.

Están precisando de salud? Busquen la felicidad. 

Están precisando de soluciones para vuestro mundo, que a vuestros ojos está en caos? Busquen la felicidad.

Más por qué sólo la felicidad? Porque ella es un paquete que contiene todas las cosas que desean.

Por eso en vez de ofrecerles diversas soluciones para cada cuestión (lo que podríamos), encontramos más funcional darles una única, la felicidad.

Y muchos la quieren, sin embargo no saben cómo acceder a tal felicidad, que según los Elohim, puede dar todas las soluciones.

Y nuevamente, nos alegramos, porque sabemos cómo mostrarles el camino hacia ella.

Que es el siguiente: Respiren, presten atención a vuestra respiración y hagan esto tres veces durante el día, tres días a la semana.

Sólo durante tres días a la semana. Y presten atención a cómo se van a sentir el día en que no hagan esto. (nota de Vinícius: La idea es sentir el contraste de no hacer el ejercicio para comprender el Bien que él puede hacer en el día que es practicado).


Porque el simple hecho de que presten atención a vuestra respiración los convoca a la existencia interna y divina de lo que ahí llaman de YO SOY.

Presten atención a la respiración por tres veces en el día, inspiren lentamente, llenen los pulmones y la región del diafragma de aire.

Enseguida, lentamente, suelten ese aire. La sensación de la existencia será fuerte.

Y tiene una ley que queremos que guarden en ustedes durante la práctica de lo que estamos ofreciendo.
Y el secreto consiste en recordar lo que diremos al prestar atención a la respiración.

La ley es la siguiente: SI YO RESPIRO, ENTONCES, YO MEREZCO.

Presten atención y díganse a sí mismos, internamente: SI YO RESPIRO, ENTONCES, YO MEREZCO.
Pero, ustedes argumentarían: Elohim todos los seres vivos de este planeta respiran!

Y eso no es lindo? Entonces todos merecen! Y cuán bueno es vivir en un mundo donde todo y todos merecen ser felices!

Y tan sólo en eso ustedes vibran la pura felicidad que consiste en asumir primariamente que merecen vivirla y también reconocer lúcidamente que todo y todos a su vuelta merecen la misma cosa.

Y cambiando esa visión de la vida, automáticamente vuestros conflictos consigo mismos los dejarán.
Porque se merecen ser felices, entonces, no merecen vivir en conflictos, cierto? Enseguida, los abandonarán si de hecho creen en esta afirmación.

Y enseguida, partiendo hacia la vida con el medio ambiente, con las personas y situaciones del mundo regidas por ellas, llevando esa visión, nuevamente, todo cambiará.

Porque los otros no resistirán más, visto que todos merecen ser felices.

No juzgarán a nadie más, al final, ustedes descubrieron que todos merecen ser felices.
Y ustedes, sabiendo y experimentando eso consigo mismos no harán lo contrario con los otros.
No cooperarán con el sufrimiento de nadie porque ahora saben que todos merecen ser felices así como ustedes.

Con ello las desavenencias terminan porque todos merecen ser felices.

Las traiciones no ocurrirán más, pues todos merecen ser felices así como ustedes saben que lo merecen individualmente.

Las guerras, el egocentrismo, la ignorancia, la maldad, los malos tratos, las injurias y cualquier palabra que lastime, nada de eso fluirá más, visto que ahora en ustedes existe la creencia de que todos merecen ser felices.

Nadie reclamará, nadie acusará, nadie odiará, nadie perseguirá a nadie, pues todos merecen ser felices. Y eso solamente eso, cambia todo.

Solamente esa decisión firme y sincera puede hacer que ustedes busquen involuntariamente vuestro mejor, en todo, a todo momento.

Y al encontrarlo, nuevamente irán de forma involuntaria a contagiar a los otros con él.

Pensamientos positivos y de aprecio. Emociones “inestablemente estabilizadas” en la alegría y en bienestar.

Palabras que bendicen, edifican y refuerzan el Bien en todo con motivación y amor.

Y finalmente, creencias firmes, funcionales y actitudes promisorias llenas de inteligencia e inspiración de la Fuente.

Actitudes que inevitablemente construirán el mundo que tanto quieren ver y experimentar.

Y si quieren vivir ese mundo es porque lo merecen. Recuerdan? Todo lo que respira merece ser feliz!
El mundo libre y positivo es el que ustedes merecen. La solución para todo, ustedes la merecen.

Prometimos que iríamos a dejarlos bien, prometimos que colocaríamos la semilla cierta en vuestras manos y lo hicimos.

Porque ustedes quieren lo mejor, entonces, es la semilla de lo mejor que dejamos en vuestras manos.

Elijan la felicidad que brota de la conexión con la Fuente.

Es eso lo que tenemos para sugerirles, al final, todos los que respiran en ese mundo que llaman de Tierra, merecen ser felices.

Haya Luz!

Elohim

A través de Vinícius Francis
Traducción – Ale´ojah Silah (Shanti)
LaConciencia Elohim

No hay comentarios:

Publicar un comentario