LAKE MORAINE se encuentra en el Parque Nacional de Banff, Canadá.

LAKE MORAINE  se encuentra en el Parque Nacional de Banff, Canadá.
El Arcángel Miguel quiere que se sepa que en el Lake Moraine hay una energía de Purificación que remueve los cordones de apegos. Lake Moraine es su casa y donde él se siente más a gusto, y puede sostener allí la energía de la quinta Dimensión.

Seguir

sábado, 17 de diciembre de 2016

O. M. AÏVANHOV Parte 1 Preguntas y Respuestas Noviembre 2016

 

Entonces queridos amigos, estoy extremadamente contento de reencontraros de nuevo, y como dije, estaré con vosotros, y como el Cristo dijo, hasta el final de los tiempos, ¿cierto? Entonces en primer lugar, permitidme de presentaros todas mis bendiciones y todo el Fuego del Amor de vuestra Presencia, y todos juntos reunidos vamos a recorrer, si puedo decir, todas vuestras preguntas. Pero primero juntos nos instalamos en el Corazón del Corazón, y pasamos unos momentos de recogimiento para compartir en la fluidez y con facilidad ¿cierto? Entonces, primero el silencio...

… Silencio…

Entonces queridos amigos, vamos todos juntos a poder escuchar las preguntas que habéis tan amablemente escrito primero. Entonces te escucho y todos escuchamos.

Pregunta: ¿los ojos me queman permanentemente y mis piernas se hacen a veces duras como piedra. ¿Puede aclararme esto?

Entonces, todo síntoma, por supuesto no hablo de enfermedad, sino de la mayoría de los síntomas, de los signos, de cosas que vivís, sobre todo desde muy recientemente si puedo decir, desde más o menos quince días a tres semanas de vuestro tiempo, os dan a vivir unos síntomas a veces inhabituales, o bien síntomas que teníais hace muchísimo tiempo y que parecen volver. No hay sobre todo que alarmarse, es simplemente la iluminación, y no únicamente la iluminación, sino la penetración de la Luz que viene a liquidar, es el caso de decirlo, todo lo que pueda quedar, no de resistencias, sino de zonas todavía opacas, ligadas a las costumbres de la vida, a los hábitos que tuvisteis y a todo lo que pueda quedar y que puede trabar en alguna parte al vehículo ascensional.

Os ha sido dicho, hablé de eso la última vez - pero también el Impersonal - que el Fuego Ígneo ahora está en plena expansión en vosotros. Esta expansión se hace también desde los pies hacia la cabeza y desde la cabeza hacia abajo hasta los pies, y por supuesto el Fuego Ígneo no tiene los mismos efectos, si puedo decir, sobre vuestra conciencia, sino también en una multitud de síntomas, que pueden manifestarse en este momento.

Entonces, clásicamente, en las medicinas energéticas, fueron llamadas, en aquellos tiempos, purgaciones. Son efectivamente unas eliminaciones que se producen, pero que son, hay que decirlo ahora, directamente eliminaciones de vuestra persona, como es el caso con vuestra memoria que falla en algunas circunstancias. Como ya lo vivís desde hace algunos meses, y para muchos incluso algunos años, si puedo decir.

En este momento, tenéis síntomas que pueden estar no muy lejos, si puedo decir, de las Puertas que están vinculadas a este Fuego Ígneo, y pues a la activación de las últimas estructuras, no de vuestro cuerpo de Êtreté propiamente hablando, sino de vuestro vehículo ascensional que es la forma, cómo decir, intermedia entre el cuerpo de carne que todos conocemos en encarnación y el cuerpo de Êtreté que muchos viven por momentos, o de modo permanente.

Entonces estas Puertas, ¿dónde están situadas? Las Puertas que son atravesadas por el Fuego Ígneo, que esto sea desde arriba o desde abajo, va a traducirse por un fenómeno de calentamiento, incluso de dolor o de inflamación en el verdadero sentido médico, tal como es conocido, es decir que las zonas que van a estar frente a las Puertas privilegiadas corren peligro, cómo decir, de estar doloridas, inflamadas, o de ocasionar síntomas tanto a nivel del cuerpo como al nivel de vuestras capas efímeras de Luz, y sobre todo el cuerpo llamado emocional y el cuerpo mental. No son más asuntos kármicos como con el cuerpo causal durante las Bodas Celestiales, son simplemente, en este instante presente, lo que pueda quedar en vosotros por evacuar.

Entonces las Puertas, os lo dije, ya fueron dadas: es primero los pies o la cabeza, luego esto va a pasar desde delante, por las Puertas que están vinculadas a los pliegues de la ingle, pero también bajo las costillas y también aquí en el pecho, y después directamente en las Estrellas de la cabeza llamadas Bien/Mal, o Atracción /Repulsión que están ubicadas en la frente.

Entonces por supuesto, en cuanto a los ojos, las Estrellas Atracción y Repulsión están ligadas por supuesto a los órganos de los sentidos que pasan por la zona, es decir sobre todo los ojos pero también los oídos. Sabéis que los cantos del alma y del Espíritu, que tal vez escucháis, tomaron tonalidades muy agudas ahora, en algunos momentos del día. También desaparecéis de manera cada vez más directa, si puedo decir, hasta pudiendo dar la impresión de vivir mareos o síncopes.

Por supuesto esto puede causar disgustos, incluso accidentes, a nivel del cuerpo, pero recordad que lo que vivís, y lo que está vinculado al acercamiento de Hercóbulus, está directamente relacionado a las primicias de los mecanismos de estasis que han sido descritos en una cronología, hace poco más de quince días, más o menos completa ¿cierto?

Entonces todos los síntomas de vuestros cuerpos, hasta si piden un gesto médico, energético o terapéutico, están ligados a estos mecanismos de disolución total de lo efímero, aquí hablo de vuestra estructura física como de las estructuras a nivel de las capas de Luz, de las auras como decís. Todo está ligado al Fuego Ígneo. Es decir que la Merkabah interdimensional que enlaza con la Eternidad entró en acción, y como lo digo a cada vez, esto puede ser de un minuto a otro.

Los de entre vosotros que vivieron los procesos vibratorios, el encendido de las Coronas, el hecho de ser recorridos por la Onda de Vida o de percibir el Canal Marial, os da a vivir tal vez algunos disgustos, a veces con emociones. La característica de todo esto, es que son fenómenos que irrumpen en la conciencia de manera rápida, incluso fulgurante, y que os hacen preguntar, por supuesto, sobre este cansancio o esta inflamación.

El Fuego Ígneo, si tuvierais la posibilidad, además algunos ya comienzan a verlo, es como si vuestro cuerpo y vuestros capullos efímeros de Luz fuesen recorridos por miles de llamas que os abrasan literalmente, y el Fuego puede dar efectivamente, a nivel del cuerpo físico, procesos de cocción, literalmente. Pueden producirse tanto sobre la piel, frente a las zonas, como en los órganos y sentidos, frente a las Puertas.

Si por ejemplo en vosotros trabajan mucho las Puertas situadas alrededor del primer chacra, es decir las Puertas Precisión y Profundidad, pueden haber problemas, desde vibraciones, como calentamientos cutáneos, síntomas circulatorios, congestiones pelvianas, y también por supuesto en todo el eje vertebral. Si es más, ahora, lo que trabaja en vosotros, las Puertas Atracción y Visión, ahí hay peligro de ser sobre todo unos dolores o síntomas, hasta si no hay dolores, más bien de la esfera digestiva. Por supuesto, si son las Puertas AL y Unidad, si queréis, los chacras del alma y del Espíritu, pueden haber procesos inflamatorios en el árbol respiratorio, de haber dolores de un costado o de garganta. Esto no está más vinculado al paso de la garganta, sino es realmente el Fuego Ígneo en acción en vuestro cuerpo de Êtreté, de la Merkabah interdimensional, vuestros cuerpos físicos y vuestros cuerpos efímeros, vuestras auras, que pueden volverse inquietantes, si puedo decir, y en vuestras vivencias diarias.

Por supuesto, esto se traduce por una adecuación total a la Luz desde ahora, no únicamente las partículas adamantinas, sino la misma Luz comienza a disponerse según líneas que no tienen nada que ver más con las estructuras que conocéis, que sean los meridianos de acupuntura, los nadis, los chacras. Son unos puntos de inyección de Luz, y además podéis sentir como picaduras de aguja muy vivas que hasta pueden llegar a la cima de la cabeza, o a la zona de los órganos digestivos y respiratorios, o de las piernas o de la espalda. Todo el cuerpo esta concernido.

Por supuesto, a veces esto puede ir hasta, más allá del síntoma, a la constitución de un proceso inflamatorio, infeccioso, o que funciona anormalmente a nivel del órgano considerado, al nivel de estas funciones. Es totalmente real, no es únicamente la energía, es vuestra misma estructura física que está inflamándose, si puedo decir, y a entrar en combustión. Son los procesos que han sido descritos con el acercamiento de Nibiru y la visibilidad a simple vista de lo que va a inducir a nivel eléctrico, a nivel de la conciencia. Entonces los síntomas que vivís, incluso si se modifican rápidamente, sólo son los requerimientos para colocarse en el Corazón del Corazón y de dejar arder lo que deba arder. Entonces, esto puede ir muy lejos, porque esto puede llevar síntomas de enfermedades totalmente reales.

Por supuesto, no estáis más en la plenitud del Sí donde todo es luminoso, donde tenías informaciones que llegaban sobre vuestros orígenes estelares, sobre vuestros linajes, sobre vuestra historia, sobre vuestras memorias, sobre vuestras heridas. Asistís, literalmente y realmente, y concretamente, a la combustión de las estructuras efímeras. Algunos hasta comienzan, yo diría, en adelantar, si puedo decir, el mecanismo de la Llamada de María y de la estasis.

En algunos momentos no sabéis más quienes sois, esto ya ocurría, pero incluso no reconocéis más vuestro cuerpo; él os hace vivir cosas que os parecen sorprendentes, si puedo decir.

Esta fase, que no va a parar, va por supuesto a reforzarse hasta la evidencia del signo celeste que muchas personas perciben en su cuerpo, pero comienzan a ver de manera efímera cuando miran al cielo, sencillamente, en algunos momentos y dondequiera que estéis sobre el planeta. Pero aquí, el mecanismo, lo mismo que vuestros síntomas, es aún individual. No estáis en los momentos colectivos, incluso si ese momento colectivo ya arrancó. Y además veis bien, que sea a nivel de los volcanes, de los meteoritos, por los hoyos hechos por los dragones en la tierra, todo esto está en constante aumento. No hay ninguna razón de que esto no pase también en vuestro cuerpo.

Entonces por supuesto, no dije que haya que quedarse así con un dolor, con un sufrimiento, pero recordad que todas las circunstancias de vuestras vidas son, en cierto modo, unos desafíos de la Luz para mostraros donde estáis y para estar seguros de que estáis en el sitio adecuado. Y también, efectivamente, algunos sois llamados a desaparecer, si puedo decir, de vuestra historia personal, incluso de vuestro cuerpo, a cada momento desde ahora. No es la muerte, es la resurrección de la conciencia en la Eternidad.

La Merkabah interdimensional personal y colectiva entró realmente y concretamente en su encendido, si puedo decir, y por supuesto esto conlleva todo un conjunto de signos y síntomas a nivel de vuestro cuerpo, de vuestras emociones, de vuestros pensamientos, de vuestras costumbres, que son a veces sorprendentes. Y por supuesto, la naturaleza humana siendo la que es, tan pronto que un síntoma aparece, va a buscar un culpable, tal vez en vuestra memoria, en la medicina, de comprender lo que le ocurre, es completamente humano y natural. Pero recordad que este Fuego Ígneo que comienza a consumir todo lo que está allí, en estos cuerpos y en vuestra Presencia, es un proceso absolutamente natural.

Entonces por supuesto, y ya lo dije la última vez, no son más simplemente pequeñas llamadas de la Luz, es definitivamente la llamada del Fuego Ígneo, del Espíritu, de la Eternidad, de vuestro cuerpo de Êtreté y de la Merkabah. Es Hercóbulus y María que comienzan, como las naves que son cada vez más visibles en vuestros cielos, hasta escondidas en las nubes, que se revelan a vosotros y que preparan este momento tan temido, tan esperado o tan previsto, como ya sabéis, y no lo escondí que ahí, desde ya hace varios meses, de que no había ni zanahoria ni palo, pero que la evidencia se tenía que ver: este mundo llega a su disolución final y total, para dejar lugar a la Luz y a la Verdad.

Entonces, como dije, puede, y lo vamos a ver además a través de vuestras preguntas escritas, creo que habrá muchas preguntas respecto a los síntomas del cuerpo o de la conciencia en este momento.

Entonces aquí, esto trabaja mucho cuando son los ojos y los órganos de los sentidos, o la cabeza, esto va a ser esencialmente la resolución de los últimos antagonismos de la vida material, es decir el bien y el mal. Esto no quiere decir que recaísteis en la dualidad, esto quiere decir simplemente que esto se alumbra y esto se revela cada vez más poderosamente. Si son las Puertas, y lo dije, que están en los pliegues de la ingle, pueden ser unas vibraciones, unos problemas en las piernas, calambres, pesadeces, fuegos, problemas de congestión a nivel del vientre en su parte baja, y la parte intestinal. Y todos estos síntomas se ven despertados a veces de modo espectacular. Entonces vamos a ver si hay otras preguntas sobre esto. Completaré a medida de las diferentes manifestaciones posibles de la conciencia y del cuerpo durante esta fase. Puedes continuar con las preguntas.

- Hay otras preguntas sobre las manifestaciones del cuerpo.

Si conseguiste reagruparlas, será más coherente, perfecto.

Pregunta: siento permanentemente la vibración de las células en todo el cuerpo y un dolor sordo y difuso en los huesos y articulaciones, sobre todo en los hombros, brazos y muñecas. ¿Qué pensar de esto?

Entonces esto completa lo dicho, exactamente lo que dije para la primera respuesta. ¿Qué pasa cuando son los miembros? Los miembros superiores, desde luego, no son las Puertas que están en los pliegues inguinales.

Aquí, está directamente relacionado a dos estructuras que se ponen a su sitio, no el cuerpo de Êtreté, esto lo conocéis, sino lo que vincula, si puedo decir, a las Puertas AL y Unidad con, no la Puerta KI-RIS-TI en la espalda, sino lo que está a cada lado, es decir las alas etéricas, que ya entraron en manifestación en algunos, hace ya muchos años. Pero ahí, los circuitos vibrales se ponen a su sitio entre la parte frontal y la trasera, y efectivamente dan síntomas a nivel de los hombros que se pueden enrigidecer, que pueden perder movimiento, pero también sensaciones en las muñecas, o bien dolores, o definitivamente lazos, como habían en los tobillos, pero esta vez en las muñecas. Porque incluso si estáis adelantados y sentís esto, hay a pesar de todo que esperar, para la mayoría de entre vosotros, el momento colectivo, es decir la Llamada de María y la visibilidad en vuestros cielos de Nibiru, ¿cierto?

Entonces aquí, los síntomas están ligados más bien a las puertas AL y Unidad. Es un trabajo del Fuego Ígneo y no solamente de la vibración en estos dos puntos de entrada del alma y del Espíritu, os lo recuerdo, y que comunican directamente con el Corazón del Corazón, el Corazón de Êtreté, o con la Corona radiante del corazón.

Entonces por supuesto, os recuerdo que hay cristales, y esto ha sido dado ya hace años, que corresponden a las Estrellas pero también a las Puertas, y podéis imaginar que cuando tenéis síntomas, por ejemplo tenéis un hombro que se fija, hasta si hay una causa orgánica, hasta si hay una inflamación, hasta si hay artrosis, hasta si hay artritis, es lo mismo, poned los cristales sobre lo que corresponden a las Puertas o a las Estrellas. Si no ponedlos sobre las Puertas, y vais a ver que ahí, esto os va primero a sorprender porque puede haber una acentuación de los síntomas, pero que después va a fluir con los flujos de la vibración. Sabéis que la vibración, ella es estática, excepto la Onda de Vida; la Corona radiante, es una vibración progresiva pero no hay circulación como con la energía vital, todo esto sido largamente explicado.

Pero si ponéis por ejemplo los cristales que corresponden a la Puerta, en la Puerta correspondiente, y si tenéis dos Puertas, porque en general van en pares, incluso si estáis lateralizados de un solo lado a nivel de los dolores, si tenéis problemas en todo lo que es el vientre, vais a utilizar o bien las Puertas aquí, y ahí, es decir las Puertas Atracción/Visión, o bien las Puertas Precisión/Profundidad, con los cristales puestos en ese lugar. Y vais a comprobar que el Fuego Ígneo, en ese momento, no se acumula más y que la vibración parece resonar según un circuito. No es la energía que circula, sino que es el circuito vibral que corresponde a la unión entre vuestras estructuras efímeras, el cuerpo de Êtreté o de Eternidad, y la Merkabah interdimensional.

La mayoría de las cosas que vais a comprobar en vuestro cuerpo, o en vuestra conciencia en ese momento están directamente relacionadas con esto. Y por supuesto es una invitación a situaros en el Corazón, tal vez también, para los que necesitan ir más en profundidad en los mecanismos de comprensión, es de no ir al pasado, de no ir al futuro, de no conocer realmente el nombre de lo que ocurre en ese lugar, sino más bien de colocarse a conciencia, independientemente del cristal, en el Corazón y en las Puertas que se manifiestan, y veréis lo que entonces se va a manifestar.

Entonces aquí, es una cuestión de proximidad respecto a las Puertas y a los circuitos de encendido de la Merkabah. En este caso ¿de qué dolor hablamos, de las piernas creo? Pues las piernas nos remite a dos, no son realmente unas Puertas pero son asimilables a unas Puertas, que están bajo los pies, o bien en las Puertas que están situadas en ambos pliegues de las ingles. Y aquí sabéis cuales son los cristales que pueden ser utilizados, más que de ir a saber si es circulatorio, si es el hígado, si son los ojos, si son los oídos, pero de saber, y lo sabéis, las Puertas que están en la esquina, de manera a facilitar esta transfusión, no solamente de partículas adamantinas, sino de Fuego Ígneo.

Esto ha sido explicado también en nuestros últimos encuentros, todo lo que está ligado al restablecimiento de la ortodoxia en la Tierra, si puedo decir, es decir el re-equilibrado de su eje, la permeabilidad de las capas aislantes y las partículas cósmicas, lo que llamé las partículas exóticas, las radiaciones gamma que perforan la última capa aislante de la Tierra y las últimas capas aislantes que, os lo recuerdo, son responsables de lo que llamamos el capullo de Luz o el aura, que es el cuerpo causal, es lo que se disuelve en este momento por la Inteligencia de la Luz. Ya desde algún tiempo pero aquí directamente por el Fuego Ígneo, que es en cierto modo la alquimia entre lo vibral y lo vital, y que los dos se resuelven en un tercer término. Esto reúne también la Nueva Eucaristía. Todo esto está totalmente relacionado, e incluso, hasta vuestra fisiología, diría yo intima, a nivel sanguíneo, está transformándose a toda velocidad.

Os recuerdo que Nibiru, es de hierro, un núcleo que va a llevar perturbaciones extremadamente poderosas eléctricas y magnéticas al conjunto del sistema solar, pero también al conjunto de vuestro cuerpo, y en la sangre tenéis el fuego vital, tenéis los glóbulos rojos, tenéis hierro. Y este hierro esta impactado directamente por los campos eléctricos y los campos electromagnéticos que Nibiru comienza a dirigir hacia vosotros, porque está dirigiéndose a pasar delante del Sol, es decir como ha sido dicho, entre el Sol y la Tierra.

Durante su visibilidad va... antes de su visibilidad, las líneas eléctricas van ahora a disolver en totalidad la magnetosfera – y esto ya ha sido observado por vuestros científicos durante el mes que acaba de concluir –, pero también va a permitir estas emanaciones del centro galáctico, la radiación de Betelgeuse y no es solamente la irradiación de la Fuente, del Ultravioleta y demás radiaciones que conocéis, incluso si las vivisteis todas. El Fuego Ígneo, es otra cosa que viene para acabar y concluir la disolución de esta dimensión falsificada y también de vuestros cuerpos.

Había expresado, y creo que el Impersonal también ha dado un cierto número de respuestas, que corresponde a la acción de Nibiru que se conjuga al Fuego vibral, y a la Onda del Éter que sube del núcleo cristalino, que se mezclan también a la triple irradiación de Sirio, de Alción y del Ultravioleta del Sol. Todo esto se alquimiza en este momento para realizar la última obra que está en curso, es decir vuestra libertad y vuestra resurrección.

De la misma manera que algunos han sido llamados, en el año 2010, por María o por una Estrella, por su nombre, aquí el Fuego Ígneo os viene a mostrar la realidad de lo que se vive actualmente. Entonces por supuesto habrán muchos hermanos y hermanas que aún duermen (entre los verdaderos humanos, hablo), y que no sospechan ni un segundo, porque ellos todavía están en la negación. No es simplemente una negación de la conciencia, sino una negación también de su propia energía vital. Pero aquellos de entre vosotros que vivieron, que sea la Onda de Vida, que sea la Corona de la cabeza, la Corona del corazón, el Canal Marial, los contactos, todos los mecanismos, todas las experiencias que fueron posibles, van ahora a dejar espacio al Fuego Ígneo, cualesquiera que sean las consecuencias a nivel del cuerpo, porque sé que vamos a tener otras preguntas sobre los mecanismos inflamatorios extremadamente poderosos, que afectan las zonas que están frente a estas importantes Puertas.

Esto, no lo dije hace quince días, sino habríais huido, tal vez. Pero ahora es irreversible, estáis comprometidos de lleno y en plena conciencia con la Eternidad, cualesquiera que sean los residuos de vuestra historia, de vuestra persona, de esta sociedad. Lo veis además en todos los países del mundo, ocurren cosas inéditas, si puedo decir. Continuemos con esta clase de preguntas.

Pregunta: nos habló de la unión del Fuego Ígneo con el Fuego vibral …

Es lo que acabo de decir, sí.

Pregunta: ¿puede desarrollar sobre estas energías y sobre la energía vibral? Cuándo se conjugan, ¿esto significa que uno toma más espacio que otro?


¿Qué es lo que toma más espacio?

Pregunta: ¿por ejemplo el Fuego Ígneo reemplaza al Fuego vibral?

Completamente. La particularidad, os lo dije, hasta ahora teníais el descenso del Espíritu Santo, desde hace más de treinta años, que activó las Coronas, que apaciguó los chacras. Era sobre el eje mediano. Después, vivieron las activaciones de las Puertas, una por una. En algunos momentos, eran las Puertas, ahí eran sensibles o que daban síntomas, después fue o bien el páncreas, o bien el hígado, después o bien el pliegue de la ingle derecha, o el de la izquierda.

Ahora es bilateral, es a ambos lados a la vez y esto da exactamente lo que dije, es decir que es la misma Luz y el Fuego Ígneo, que os vienen a mostrar vuestro cuerpo que está desapareciendo, a veces con molestias, a veces con enfermedades. Pero si os colocáis, en esos momentos, en el Corazón del Corazón, si lográis trascender, no a ignorar sino a pasar a través del dolor, cualquiera que sea, hasta el más terrible, y os instaláis realmente en el Corazón, veréis que no os molestan más.

Esto no quiere decir que van a haber auto-curaciones, o sanaciones por la Luz, porque este proceso inflamatorio es – para vosotros – necesario en lo que hay que realizar en el encendido de vuestra Merkabah interdimensional. Aquellos que tenían dolor de espalda van a tener aún más dolor de espalda, pero esto no dura, o puede durar una semana o dos, pero no es algo que os va impedir ser lo que Sois. Tal vez va a impediros continuar funcionando según la lógica de la persona, eso sí, y esto va a ser cada vez más fulgurante. Era fulgurante en algunos momentos, pero todo lo que es independiente a vuestra memoria, incluso si son heridas, todo lo que es independiente de vuestra persona, cualquiera que sea vuestra edad, que seáis muy jóvenes o muy viejos, va a verse impactado.

Pero si sois honestos con vosotros mismos, vais a ver que a medida en que estos procesos, a veces molestos, hay que decirlo, se producen, más tendréis la facultad de poneros en el Corazón y de pasar a través esto y de quedar en paz, incluso si hay una emoción violenta que pueda manifestarse en esa ocasión. Y aquí, igual para las emociones, hay diferentes tipos de emociones que corresponden a cada piso de las Puertas, y es extremadamente preciso. Por ejemplo todo los que están ligados al páncreas y al hígado, van a ser la ira, todo lo que está ligado a las Puertas AL y Unidad, vais a estar tristes, y luego de golpe a estar muy alegre, y luego instantáneamente sentiréis una tristeza, sin razón. Y para cada piso de las Puertas, van a ser emociones diferentes. Por ejemplo si son los pies, hay miedos que llegan así, que están ligados necesariamente a vuestras memorias, a vuestras heridas, o a lo que pueda quedar de la persona, son los mecanismos que aparecen en vosotros y que son vistos, no en la explicación, sino que de golpe algo pasa. A nivel de la piel, al nivel de los órganos, a nivel del esqueleto.

Entonces para las emociones, es igual. Siempre dijimos: el miedo o el Amor. Si el miedo, que no está ligado a vuestra historia, resurge, entonces vais a sentir una quemadura bajo los pies. Si tenéis, como dijimos, la ira, la tristeza, el miedo y está la alegría desde luego, y podéis tener excesos de alegría sin razón – de golpe estáis risueños y de golpe os reís cuando no hay ninguna razón para reírse, incluso respecto a un sufrimiento –, todo esto está vinculado a la acción del Fuego Ígneo.

Como dijimos, no es cuestión de dar todas las estructuras que existen en todas partes actualmente, esto sería una pérdida de tiempo, ya que de todos modos vais a sentirlas y a vivirlas. Y pues sentirlo, ya es la explicación, es decir que no pasáis más por imágenes y por el mental, pasáis directamente por la Luz y vuestra eternidad, para vivir el por qué del cómo, que no es el por qué del cómo del origen, o de una memoria, sino del instante presente. Estad plenamente presentes a velar y rezar. Y esto reorienta, si puedo decir, vuestras prioridades en la misma vida diaria, en vuestras costumbres.

Veis bien que algunos de entre vosotros, como ya dije, y os lo repito, cuanto más el Fuego Ígneo va a aparecer y a desarrollarse, menos podréis comer lo que comías antes, menos podréis seguir las actividades que teníais antes. La Luz os quiere ahora en totalidad. Responder sí o no, esto es vuestra elección, vuestra asignación, vuestro emplazamiento de alma, si ella existe. Pero el Espíritu toma todo el espacio, sopla, esto se ha dicho, donde quiere y cuando quiere. El Fuego Ígneo, podéis vivirlo y verlo en los brazos, en las piernas y ahora en los órganos. Y sí, esto quema los tejidos y puede tener efectos muy desagradables.

Entonces, sobre todo no pongáis sobre eso culpabilidad o sentimiento de tener algo que hacer. Solo tenéis que ser y vivirlo. No está prohibido, por supuesto, de aplicar remedios, que sea por ejemplo la poción de Hildegard (que ha dado hasta el 8 de diciembre creo ¿cierto?) tenéis también los cristales y los pueblos de la naturaleza. No es por nada si los gnomos os vinieron a ver y os propusieron sesiones de curación, sobre todo en lo que estaba duro.

Esto no quiere decir que debéis tener culpabilidad, o eliminaciones. Sí, lo que se elimina efectivamente, es todo lo que es efímero, pero ahora a grados que nunca vivisteis, y por supuesto esto va a reforzarse día a día, ya que Nibiru está en aproximación ahora cada vez más nítida, y los efectos eléctricos y magnéticos son cada vez más importantes, y van a ser cada vez más importantes.

Recordad, hace varios meses había dicho que iban a encontrar excusas para parar, en los países donde hay centrales nucleares, parar antes de que exploten. Pero por supuesto, todo lo que es aparato eléctrico y electrónico será carbonizado, no en el momento del asa-planeta, sino directamente en el momento de la Llamada de María y de la visibilidad de Nibiru. Y no es María quien lo hace, ni Nibiru, es la consecuencia de la presencia de Nibiru que ha permitido a las partículas exóticas, a las radiaciones gamma, de tocaros ahora de lleno. Y además algunos signos cutáneos que algunos tienen, pueden ser similares a irradiaciones. Es una verdadera quemadura, cómo decís, radioterapéutica. Es efectivamente lo que sucede.

Entonces aquellos de entre vosotros que aún creían que era un entretenimiento, cuando hablé hace muchísimo tiempo del asa-planeta y que vuestro cuerpo iba arder, es exactamente lo que estáis viviendo. Pero recordad que si estáis en el Corazón del Corazón, estaréis paradójicamente en una conciencia libre, viviendo la Luz, viviendo la Infinita Presencia y siendo liberados vivientes, ahora no por la Onda de Vida, sino por el Fuego Ígneo. Y los pueblos de la naturaleza, los contactos que vivís, son extremadamente importantes, no a título de curiosidad o para escribir libros sobre los elfos o las hadas, también a veces para contactos íntimos. Algunos de vosotros lleváis en vosotros a dragones, otros unos elfos, ellos se desplazan por todas partes, tienen la posibilidad ahora de no estar más, aparte tal vez para las ondinas, tributarios de su elemento o de su hábitat. Algunos, bueno, incluso si los gnomos os dijeron que ellos no querían algunos entornos, comprobaron que hasta comienzan a entrar en vuestro hogar, aunque no pidierais nada.

Todas las barreras, como lo había dicho, se están disolviendo. La Merkabah está encendida. Estáis en el proceso de Resurrección, de Llamada final de María y el asa-planeta. Pero a nivel de vuestra pequeña persona, como de vuestro Sí, son exactamente los mismos procesos. Y comprobareis por vosotros mismos que más allá incluso de los cristales, por ejemplo, o pociones de Hildegard, la naturaleza es regeneradora, cualquiera que sea el tiempo. Si paseáis en un bosque, incluso si no hay pueblos de gnomos o de los elfos al lado, los árboles mismos, que son los primeros médium de recepción de Luz, os van a lavar literalmente y a apaciguar, no para hacer desaparecer un síntoma sino para permitir al Fuego Ígneo y a la conjunción con el Fuego vital y el Fuego vibral que se fundan de manera definitiva.

Estáis pues en los preparativos de la Llamada de María. Y regocijaros, porque si tenéis estos síntomas, incluso si van hasta signos que os puedan inquietar, si puedo decir, esto os prueba que estáis allí donde debéis estar respecto a vuestra eternidad. Y por supuesto esto se va a traducir en disfunciones en la sociedad, como ya lo veis, cada vez más extraños. Vais a ver a cada vez más hermanos y hermanas humanos, incluso dormidos, que de golpe se abrirán, o de golpe van a cambiar totalmente, sin saber por qué. Todo esto es normal.

¿Tienes otras preguntas sobre esto?

Pregunta: al despertar siento durante un breve instante un dolor intenso a nivel del corazón. El dolor ha venido intensificándose en varias partes del cuerpo, tornándose insoportable. ¿Cómo se explica esto y por qué ocurre únicamente al despertar ?
Es muy simple. En tu caso, bien sabes que cuando duermes estás, ya sea absoluto, ya sea en lo que había sido llamado, años atrás, la conciencia Turiya. Ahora bien, en este momento no hay más superposición de lo efímero y de la Eternidad, como dijimos todos en nuestros mensajes. Os hablamos una y otra vez hasta el cansancio, de la fusión de lo efímero y de la Eternidad. Pero en este caso – ahora – no se trata más de fusión. Es una desaparición. Los hay que se sienten mal, lo dije, trátese de un desmayo o incluso de un síncope. Los hay que van a sufrir un ataque al corazón, con la impresión de infartarse. Pero ¿cómo queréis morir? Habrá que morir algún día, ¿verdad? Os lo comenté hace un par de semanas, me parece. Así es, más entráis en interioridad, más váis a vivir esto, cualquiera que sea el dolor, cualesquiera que sean los signos físicos, cualquiera que sea la emoción aparecida, sin dificultad alguna.

Obviamente podéis solicitar ser curados. Podéis ir donde los gnomos en caso de dolores en la materia dura de vuestro cuerpo. En el caso de los órganos digestivos, no sirven los gnomos. Más vale acudir a los elfos o eventualmente a los árboles o también a algunos de los que intervienen en esta asamblea y que podéis llamar y encontrar del mismo modo como lo hacéis con los pueblos de la naturaleza. De doleros el vientre, llamad a Li Shen, llamad al Maestro Philippe de Lyon. En caso de emociones, iras, tristeza, miedos, que llegan hasta sumergiros, llamad a Gema Galgani, llamad a las hermanas Estrellas, quienes experimentaron estos procesos en encarnación. Llamad a sor Yvonne-Aimée, llamad … no a Madre sino más bien a Ma Ananda Moyi, por ejemplo. Así tendréis ayudas con las que contar.

Tened presente que el Fuego sigue vuestra conciencia, es decir que tan pronto como os focalizáis en un dolor, digamos en cualquier parte, por ejemplo el corazón, ¿qué va a pasar? La Luz, la Inteligencia de la Luz va a seguir y corréis el riesgo de sufrir un dolor más intenso aún, sobre todo si la mente, con lo que queda de ella, interfiere para daros una causa, una explicación o algo que sea lógico al respecto. La única lógica es que esto es ilógico por completo en relación con vuestra fisiología, en relación con vuestros hábitos y en relación con lo que se conoce incluso del funcionamiento del cuerpo humano. O sea, no podéis contar incluso con un terapeuta de los más famosos para libraros de estos síntomas porque se trata de un problema que os atañe en relación con vosotros mismos. No es un problema de algo que no se ve sino de algo que ha de ser atravesado.

Y – en cuanto hayáis sintonizado el Corazón del Corazón – daréis muy precisamente con los mecanismos de la misma conciencia que favorecen el vuelco a la Infinita Presencia, no en la desaparición sino en la Infinita Presencia. Y entonces vais a sentir el dolor que, en un principio, tratándose de un dolor en el corazón, por ejemplo, o de un dolor en una articulación, parece irradiar y tornarse más insoportable. Bien sabéis que en los procesos místicos es poca la diferencia entre el dolor y el éxtasis más fuerte porque el éxtasis más fuerte es insufrible para la persona. Es un descuartizamiento, un desgarro y un gozo al mismo tiempo. Es por eso que en los tiempos antiguos había una suerte de exaltación del sufrimiento auto-infligido para olvidarse de uno, ¿verdad? Conocido era en todas las tradiciones, ya sea en Oriente, en Occidente, en Islam, donde el sufrimiento podía llevar a aquella liberación también. Pero ahora no sois vosotros quienes decidís. Esto opera solo, cualesquiera que sean las consecuencias en vuestro cuerpo.

En esos momentos, aunque fuese atroz como tú dices, al despertar, basta simplemente con no llevar la conciencia hacia el dolor o hacia el síntoma. Sientes el dolor. Muy bien. Pero tu conciencia entonces pide auxilio – ya sea a los pueblos de la naturaleza, a diferentes entidades entre las Estrellas o los Ancianos – ya sea que te colocas en el Corazón del Corazón, cualquiera que sea la intensificación del dolor. Éste es el mejor mecanismo a implementar en este período y antes de la Llamada de María para mostraros que no sois ninguna de vuestras historias, nada de vuestro pasado, ni siquiera ninguna forma y ni siquiera el cuerpo de Êtreté. Veréis el cuerpo de Êtreté como vuestro vehículo, del mismo modo que este cuerpo físico es el vehículo en encarnación pero no es nada más que un vehículo. Es por eso que es a la vez un templo por lo que sucede adentro. Y es a la vez un saco de carne. Todo depende desde donde opera la conciencia.

Por consiguiente, los síntomas que aparecen ahora, y que son inaguantables para algunos, no son el reflejo de una anomalía, aunque hubiese realmente anomalía a nivel médico. No podéis vivir el Sí, estar instalados en el Sí o en el Liberado Viviente, el Parabrahman, y creer que vais ahora a seguir viviendo lo que os corresponde vivir habitualmente. Todo está transformándose, absolutamente todo, y en todos los sectores de vuestras vidas y en todos los compartimientos de vuestro cuerpo. Esto es disolución y desaparición, ahora, en acción en la materia, en la tierra.

Otra pregunta sobre el cuerpo y los síntomas.

Pues en relación con el despertar, para terminar, al momento de despertar, obviamente sientes un dolor, la conciencia se fija en el dolor. Olvida el dolor, no para negarlo, no para no verlo, sino que colócate en el corazón, no pidas nada ahora, salvo que hayas solicitado ayuda externa, que tú concibes como externa. Ten presente que estamos también en el interior de ti, que el mundo entero está en ti, que todas las dimensiones están en ti. Estamos, pues, en la resolución final. Entonces, por supuesto, podéis encolerizaros con los dolores, con cosas que os molestan o que molestan el entorno, pero eso forma parte de lo que corresponde vivir ahora.

Tomemos el ejemplo de alguien que había trabajado internamente hasta lograr evacuar los miedos. Tenía todo claro. Vio los miedos. Acudió a la vibración del corazón. El Fuego del Corazón hizo lo suyo. La personalidad se hacía a un lado. Quedaba pacificada. Y luego – súbitamente – hay un miedo que surge o una cólera con los síntomas físicos correspondientes. El miedo, lo reitero, son los pies y las arrugas aquí, son los riñones, es toda la zona pélvica, es toda la espalda, la parte baja de la espalda. La cólera, son todos los órganos digestivos, el hígado, el bazo, los intestinos, todo va a paralizarse. No os preocupéis por eso, manteneos en el corazón, manteneos en la Presencia, simplemente. Y entonces ya no es la Inteligencia de la Luz la que va a actuar, ya no es la curación por los gnomos, sino que – además – es el Fuego Ígneo el que va a proseguir con su obra. Y lo antes que esta obra quede terminada para vosotros, si corresponde que quede terminada antes de la Llamada de María, mejor os sentiréis en lo que sois, cualquiera que sea el estado de vuestro cuerpo, cualquiera que sea el estado de las emociones que pueden surgir, cualquiera que sea vuestro estado mental.

Por consiguiente, ya no se trata de la problemática de eliminar las memorias, las cicatrices, las heridas sino que estamos ajustándonos por completo con el instante presente, es decir con Aquí y Ahora porque el Gozo, como bien sabéis, está aquí, la salida está aquí, no está en “arreglar o recomponer un cuerpo” ni en “arreglar o recomponer una relación”, fuere cual fuere. Todo está dentro vuestro. Es hora de comprobarlo vosotros mismos. Así es. Si tenéis la suerte de sufrir, por así decirlo, en este momento, id más allá de las apariencias, id más allá de la explicación, id más allá del sufrimiento.

Obvio es que lo que digo aquí no da resultado con todos los hermanos y hermanas humanos pero para vosotros, que habéis experimentado una de las Coronas, que habéis experimentado la Onda de Vida, en parte o por completo, que sentís a los elfos, que comunicáis con los dragones, que sois curados por los gnomos, que habéis vivido todas aquellas experiencias de conciencia, no hay otra solución para vosotros, aunque existiese, como ya dije, la posibilidad de ayudarse con los cristales, con las pócimas y también llamándonos pero no hagáis eso todo el tiempo. Lo que conviene observar es el mecanismo íntimo de la conciencia que pasa de un nivel a otro y cada vez más rápidamente y, a veces, con inflamaciones o con dolores muy grandes.

Pero no se trata de un error, no es una falta, sacaos eso de la cabeza. Son los últimos ajustes. El Fuego Ígneo pone en resonancia común, para así decirlo, el cuerpo de Êtreté, el cuerpo físico, los capullos de Luz y vuestra conciencia.

Otra pregunta sobre el tema.

Pregunta:
tuve tres veces estallidos de Luz muy poderosos que iluminaron el cuarto como en pleno día.


Es un tipo de luz que no podéis describir y al que no podéis atribuir color siquiera de lo resplandeciente y cegadora que es. Es el mismo proceso y vais también a experimentarlo más y más. No dura, afortunadamente, de lo contrario estaríais consumidos casi al instante con olor a quemado y todo. Estoy bromeando. Pero vivís las primicias, es decir súbitamente, sin importar lo que estáis haciendo, surge una luz cegadora internamente, estéis con los ojos abiertos o cerrados, da lo mismo. Esto ya no es el llamamiento de la Luz. Es todo lo que acabo de describir que es ligado, desde hace algunas semanas, al encendido de la Merkabah y, sobre todo, a la alquimia del Fuego Ígneo a nivel del Fuego vibral y del Fuego vital. Por consiguiente puede dar la impresión de ceguera a través de un flash muy poderoso que puede incluso persistir una vez abiertos los ojos y ocasionar manchas negras o luminosas ante la vista. No es patológico a nivel de la retina. Ocurre que vuestra visión está transformándose también. Y eso, si vivís esto, significa que realmente podéis dar gracias porque demuestra que estáis en el lugar correcto y que estáis listos para el evento.

Ahora los hay también para quienes todo marcha bien, sin dificultades. Son los menos. Y eso no significa que no les toque vivir los síntomas arriba descritos. Al contrario, estos síntomas bien pueden producirse en cualquier momento, y de manera más y más explosiva, ya sea a nivel del cuerpo como a nivel de las emociones o de los pensamientos, que viene a ser lo mismo.

Pregunta: el Fuego está muy presente a nivel de los pulmones y de la garganta con ataques de tos que parecen acentuar dicho fuego.

Está ligado directamente a las Puertas que están al lado, es decir AL y Unidad que se reúnen con el Triángulo de la Nueva Eucaristía, el Canal Marial, y por supuesto el tránsito se hace a través de la garganta y de los pulmones que se relacionan directamente con aquellos dos chakras, aquellas dos Puertas. Por lo tanto lo interesante no es decir que hay inflamación, que hay síntomas – lo mismo a veces también a nivel psíquico, a nivel emocional – sino que lo importante es relacionar con una Puerta, no para disertar sobre AL y Unidad, por ejemplo, en tu caso, sino porque el trabajo se realiza a ese nivel.

Tened presente que son varios los pisos: el piso de los pies, el piso de la pelvis, el piso del vientre, el piso del tórax y el piso de la cabeza con cada vez la influencia de cierto número de Puertas que son por lo general simétricas. No he hablado de las Puertas traseras también, que se relacionan obviamente, más que nunca, con las Puertas delanteras ahora. Lo he dicho con la Puerta AL y Unidad que comunican con las alas pero también con las Puertas Precisión y Profundidad que comunican con el sacro por detrás.

Pregunta: ¿puede un tratamiento antibiótico y anti-inflamatorio contrarrestar el proceso de combustión?

No, no va en contra ni en un sentido ni en otro. Diría incluso que este tipo de manifestación de los Fuegos ligados a las Puertas o a ciertos puntos no se verá modificado. Estará aliviado, por supuesto, con los remedios químicos fueren cuales fueren, como al tomar un analgésico, pero en ningún caso eso acelera o frena el proceso en curso.

Reitero que el proceso puede desarrollarse en cualquier sentido y todos los sentidos y no necesariamente de abajo hacia arriba o de arriba hacia abajo. Bien puede haber dos Puertas que nazcan aquí, a nivel del Fuego Ígneo, luego pasar ahí, y ahí, y después pasar por los pies. Lo cierto es que pasaréis todos por esos lugares. Y no puedo decir si – una vez vivenciados los procesos en las dos Puertas simétricas correspondientes a la región del cuerpo – las demás Puertas vayan a ser tan dolorosas o tan manifestadas pero por lo general tened presente que está ligado al Fuego Ígneo y a la Merkabah interdimensional.

Por lo tanto si tenéis procesos muy dolorosos como, por ejemplo, tu caso, lo importante no es aplicar medicación química. Los cristales van a aliviar también un poco, van a ayudar a integrar esa etapa particular de tu encendido. Pero ni los antibióticos ni los demás productos pueden acelerar ni bloquear el proceso de liberación final. Pueden ayudar a calmar, efectivamente. Si tenéis dolores muy fuertes, tomad un analgésico pero cuidado, lo que actuaba antes de un modo conocido por vosotros al tomar tal comprimido contra los dolores no funcionará del mismo modo ahora.

De la misma manera que lo comprobáis más y más con los alimentos, con las relaciones entre hermanos y hermanas, en la familia, en la sociedad, más y más vais a ver que se llega al punto de ruptura si no hay fluidez. Pero con fluidez o con ruptura el proceso sigue su curso hasta cumplirse. Por algo los gnomos, por ejemplo, vinieron a deciros que podían curar tal cosa. Por algo los pueblos de la naturaleza son capaces también de colocaros en el Corazón del Corazón. Por algo también Eriane os comunicó elementos relacionados con ciertas funciones ligadas a vegetales aludidos por ella, funciones muy precisas, corporales, pero también a nivel de los comportamientos, a nivel de las emociones y a nivel de la mente, porque vais a tener la oportunidad de usar todo aquello ahora.

Pregunta: cuando me despierto, a menudo me siento en el Corazón del Corazón y casi inmediatamente desaparezco. ¿Es un proceso normal?

En el proceso actual, que ya existe desde hace muchos meses y que se vuelve cada vez más sensible, es totalmente natural. Pero la desaparición no se refiere ahora únicamente a vuestra conciencia, se refiere también al cuerpo físico, es esto lo que vivís. De hecho, algunos de vosotros quizás se hayan dado cuenta que cuando están en una meditación, o en el Corazón del Corazón, sienten algunas señales físicas muy fuertes en los miembros superiores e inferiores, que están ligados a este proceso de desaparición. Es como si perdierais en cierto modo la información del mismísimo cuerpo. El cuerpo es doloroso en ciertos momentos, y a veces no lo sentís más.

De la misma manera que podéis preguntaros, cuando volvéis a la conciencia común, dónde estáis, quienes sois. Esto también, es cada vez más frecuente. Algunos sienten ciertas cosas por la mañana al despertarse, algunos se despiertan por la mañana, no saben quiénes son ni dónde están. Afortunadamente de momento esto no dura, pero se reproduce cada vez más a menudo. Estáis, y lo dije hace quince días, estáis verdaderamente en el período, si queréis, de la revelación final, pues de vuestra liberación total e incondicional. Algunos de vosotros están simplemente un poco adelantados, pero esto os da la garantía de que llegado el momento no tendréis ninguna dificultad en renacer, y entonces en morir y en desaparecer, que volváis a este cuerpo o no. Todos los reflejos que llamamos los reflejos vitales, sabéis, todos estos reflejos de supervivencia que están inscritos en el cerebro profundo, están desapareciendo también. Es esto lo que vivís. Y cuanto más os acercáis al 8 de diciembre, más va a ser intenso. Y también después del 8 de diciembre de hecho. Pues no esperéis…

Pregunta: ¿por qué el 8 de diciembre?

Porque es un día importante. Pues no vamos a hablar de numerología respecto al 8, mirad también el calendario, veréis qué fiesta es. Porque estáis en el adviento. Hace muchos años, ya cuando estaba encarnado, hablé del período que precedía a la Navidad. Hace nueve años hablé del período que sigue a la Navidad, porque cada día entre el 1 de enero y el 12 de enero, tenéis la atmósfera de cada mes del año para los 12 meses del año. Cuando estaba encarnado, también hablé del período que está antes de la Navidad, es decir el calendario del adviento, que empieza con los chocolates el 1 de diciembre, porque esto es marketing, de hecho empieza el 8. Es muy preciso, son dos semanas y dos días, aunque siga todo el mes de diciembre, así se venden más cosas. Pero lo que quiero decir con esto, es en este sentido que es importante, porque entráis en el calendario del adviento. Y así como sabéis, y como dije y como se dijo por múltiples voces, pues no hay más Navidad después. Habréis vivido vuestra resurrección, de una manera u otra.

Pregunta: ¿la tregua de Navidad tiene algo que ver con el calendario del adviento?

¿Qué es la tregua de Navidad?

Pregunta: es el momento en que hacemos las paces, cuando estamos en paz consigo mismo y con los demás.

Oh, el período antes de Navidad va a ser una tregua un poco rara, que digamos. La tregua, la tendrás, la paz, no durante la Navidad, sino durante la Llamada de María. Es todo salvo un período de tregua, este año, y lo sentís bien, para aquellos de vosotros que sienten un poco las atmósferas. No hablo de los elfos. Sin siquiera hablar de las informaciones, a través de lo que pasa en vuestros mismos cuerpos, veis bien que hay algo que se transforma de manera irremediable, de una manera u otra. Pues este período, y ya os lo dije al principio del año, os di unos períodos durante este año 2016 que vivís, había unos puntos focales, si puedo decirlo así. Hablé del Día de todos los Santos, hablé del 15 de agosto, hablé de los solsticios, de los equinoccios. Pero estáis de lleno dentro, los habéis atravesados todos, ¿qué más queda? El adviento, la Navidad. El Día de todos los Santos también ha pasado. Pues estáis, incluso diría desde mañana y el lunes, porque hay otras fiestas que están inscritas en el calendario, que os reenvían a vuestra realeza de KI-RIS-TI, es decir de Hijos ardientes del Sol y de Cristo.

Y de hecho la precipitación de la Luz en este mundo y la aparición del Fuego Ígneo, su despliegue, corresponde tanto al despliegue de vuestra Merkabah como al despliegue de la Verdad. Veis bien que sin siquiera hablar del final de los tiempos, del cambio dimensional, tenéis cada vez más hermanos y hermanas alrededor vuestro que se preguntan cosas, aunque no sospechen nada. La rutina, las costumbres, el día a día, muy pronto se acabará. Digo muy pronto, no es dentro de unos años o en el año catapum, eh. Así que todo lo que vivís, a través de las preguntas que hemos tenido hasta ahora, sólo es, para vosotros, la manifestación de este proceso. Y acordaos de que al final, es decir en el Corazón del Corazón, sólo permanece la Felicidad.

Acordaos de los primeros cristianos que cantaban mientras sus cuerpos eran comidos por los leones. Tenían las lenguas de Fuego de la Pentecostés, del Espíritu Santo del que os habló El Impersonal. Y esta lengua de Fuego que llega a la cabeza, la Pentecostés, es también todas las lenguas o las llamitas que tenéis sobre el cuerpo, para aquellos que las ven o aquellos que las viven con algunos fenómenos cutáneos o dolorosos. Y paradójicamente, si os ponéis en el corazón en esos momentos, constatáis por vosotros mismos que, a pesar del dolor, a pesar de la quemadura, a pesar de la molestia, permanecéis en la Eternidad. Aunque haya un miedo. Todo esto, es la acción del Fuego Ígneo y entonces la aproximación de Hercóbulus.

Otra pregunta.

Pregunta: muchos morirán durante la estasis, esta tierra será un inmenso cementerio pestilente para los que queden durante los 132 días…

Ah, no lo creo.

Pregunta: … ¿alguna medida especial ha sido prevista?

Pero no habrá ningún olor. Sólo sentís un poco el olor a quemado al principio, eso es todo, pero después, no hay ningún olor pestilente. Os recuerdo que habrá habido las radiaciones gamma, aunque no sea el asa-planeta final, las líneas eléctricas ya no unirán el Sol a la Tierra sino que Nibiru a la Tierra. Y ahí, todos los procesos que describes, ahí, la putrefacción, los olores pestilentes no existirán, ya que todo estará esterilizado. Y además os recuerdo también que no habrá ningún residuo corporal porque los Dracos vendrán a por la carne de la barbacoa. Pues no hay ninguna razón para ningún barullo.

Muchas cosas van a desaparecer a vuestros ojos, pero también los cuerpos. Pero esto, siempre os lo dijimos. Así que no habrá ninguna putrefacción. Por la acción sobre la conciencia de los fuegos eléctricos, si puedo decirlo así, por Nibiru, por la acción del Fuego Ígneo, por la pérdida del escudo magnetosférico e ionosférico, pues no tiene por qué haberla. Habrá que preocuparse más por la cara de los que se despierten en un estado particular, por los olores o el cementerio, o por lo que sea. De todos modos, os podéis imaginar que viendo la sociedad hoy, para aquellos que se interesan por la historia de la sociedad occidental, está en un disparate total. Sean cuales sean las facilidades de la vida en este mundo, sólo os distraen de lo que sois en verdad. Las imágenes, los placeres, los espectáculos en la tele, todas las pantallas, aunque sea muy agradable, sólo os desvían de lo esencial. Y todas las circunstancias de la vida, las más alegres o las más detestables, sólo hacen esto.

Pero esto, ya se acabó, desaparece ante vuestros ojos, lo veis bien con vuestros propios deseos. Aparte del deseo de estar feliz y en el corazón, mirad cuales eran vuestros deseos y vuestros placeres hace algunos años. No lo digo para todo el mundo, sino para muchos de vosotros. Y sin embargo estáis, sean cuales sean los dolores, sean cuales sean las confusiones mismas de la conciencia, estáis más vivos que nunca, si se puede decir así. Y es justamente el hecho de estar más vivos que nunca que permite, a nivel individual y colectivo, enseñaros lo que sois y no lo que creéis ser, que está ligado a una forma, a una historia o a unas memorias. Y cuando lo descubrís, ya no puede haber ninguna pregunta. Es decir que ahí, ahora, estáis viviendo la Liberación estando vivos, ya no por la Onda de Vida sino por el Fuego Ígneo, y todo es quemado. Y ya no son unas resistencias o solamente unas zonas que hay que alumbrar, es el proceso normal de la alquimia final, si puedo decirlo así. Es el momento ahora de mirar de frente a lo que sucede en la tierra.

Otra pregunta.

Pregunta: podría hablar acerca de la frase de Cristo: «He aquí que yo hago una cosa nueva»

Oh, dijo antes: « Padre, en tus manos encomiendo mi Espíritu », « Eli Eli lama sabachthani ». Encomendar su Espíritu en las manos del Padre o de la Fuente, es aceptar finalmente que su voluntad se haga y no la tuya. Sabéis muy bien que cuando estáis inscritos en una persona, aunque viváis el Sí, bien evidentemente que sois vosotros quienes actuáis. Bien evidentemente que aunque la voluntad de bien se haya disipado, con todo lo que habéis vivido, siempre hay una voluntad de acción, sea cual sea vuestra edad, sean cuales sean vuestras ocupaciones, vuestras actividades, vuestros hobbies. Pero es esto también lo que está desapareciendo. ¿Cuál era la pregunta?

Pregunta: podría hablar acerca de la frase de Cristo: «He aquí que yo hago una cosa nueva»

Es lo que fue llamado también, por el Impersonal y por mí, la crucifixión y la Resurrección. Cristo dijo: «Nadie puede penetrar el Reino de los cielos si no vuelve a ser como un niño.». No os lleváis ningún equipaje, ningún cuerpo, excepto si por supuesto algunos hermanos necesitan vuestro cuerpo y la conciencia en este cuerpo, pero en general, se trata de muy pocos hermanos y hermanas. Pues es completamente lógico. Y acordaos del aspecto fulgurante, e incluso a veces inquietante, de estas manifestaciones orgánicas o de vuestra conciencia efímera. No aguantarán ante la Eternidad y ante la Resurrección, no es posible.

Podemos seguir preguntando.

Pregunta: la toma de Ibiane…


¿Qué es esto?

Pregunta: el Ibiane es un complemento a base de yodo, propuesto con el Krill y el aceite de coco.

Ah sí, el Krill, hablamos de ello la otra vez, me había informado un poco, sí. ¿Entonces cuál es la pregunta?

Pregunta: ¿podemos tomar Lévothyrox con el Ibiane?

Tiene yodo, pero primero no sé, este yodo, en qué forma está, pues puedo difícilmente contestar. Pero cuando tomas un medicamento, ¿cómo se llama ya?

Pregunta: Lévothyrox.

No lo conozco, ¿para qué sirve?

Pregunta: es para la tiroides.

Ah sí, entonces cuando tomas un medicamento para la tiroides, ¿es que esto te impide comer pescado o marisco? No, para nada, pues las funciones no son las mismas. Tenéis muchos minerales que os pueden ser útiles durante este período. Algunos los conocéis muy bien, para aquellos que son terapeutas, como el cobre que actúa sobre la circulación, como el magnesio y el manganeso que van a actuar sobre los espasmos del vientre, sobre las arritmias cardíacas también. Pero todo esto, si queréis, no es contradictorio en absoluto. No soy médico, cómo queréis que… si tomáis un medicamento para la tiroides, ¿qué pasa con el yodo que absorbéis con los productos marinos? Es lo mismo. Sin hablar de lo que hablamos la otra vez, sobre lo que me informé, ¿cómo lo llamáis, las gambas minúsculas?

Pregunta: el Krill

Eso es, el Krill. Existen de hecho algunos productos que permiten a este cuerpo estar más aliviado, si puedo decirlo así, y permitir a la acción del Fuego Ígneo al nivel de las Puertas, hacerse de un modo tal vez más fluido. Pero de todos modos, es como para los medicamentos, como para los alimentos, como para las personas que veis. Ahora sabéis instantáneamente si es bueno o no es bueno para vosotros. No es ninguna dualidad, es simplemente para seguir las líneas de menor resistencia de la Inteligencia de la Luz, y ahora la Inteligencia del Fuego Ígneo. Sin pasar por la mente, sin pasar por un conocimiento, sin pasar por la respuesta del corazón o la vibración del corazón. Es, diría yo, una forma de intuición directa. Sabéis. No sabéis por qué, pero sabéis que sabéis. Es igual para un alimento, es igual para unos hermanos y unas hermanas que a veces os parecen tóxicos, de una manera u otra.

Nunca se dijo que había que rechazar lo que sea, pero sabéis muy bien que si vuestro cuerpo lo rechaza, hablaba por ejemplo de algunos alimentos, habría que ser verdaderamente estúpido como para seguir absorbiendo tal cosa. Veis lo que quiero decir. No es una cuestión de intolerancia, de alergia, de no digestión o de interferencia entre tal producto y tal otro. Vuestro cuerpo es inteligente, la Luz está en las células, el Fuego Ígneo os recorre, aunque no lo sintáis, aunque tengáis la impresión de no vivir nada. Y a través de esto, esta Inteligencia de la Luz lo sabe.

Por ejemplo, imaginad que decidáis ver a tal persona que conocéis, con ella todo está bien, y de golpe ya no tenéis ganas. No hubo ningún intercambio de palabras, no hubo nada, simplemente ya no tenéis ganas de ello. ¿Qué hacéis? A menudo vais más allá de la primera información que es la intuición directa, la famosa visión interior, la visión del corazón, no solamente la visión éterica sino la verdadera clarividencia que no necesita unas imágenes, unas palabras, unas explicaciones. Y esto, lo vivís todos, y a menudo ¿qué es lo que pasa? Hacéis caso omiso. Ah bah no, es alguien que conozco, que quiero mucho, no es porque me da náusea sólo pensar ir a verle que no voy a ir a verle. Y veréis que todo irá muy mal.

En cuanto lo hayáis hecho una decena de veces, que sea con los alimentos, con los encuentros, con vuestra salud, entonces comprenderéis el mecanismo del que hablo desde el principio, lo veréis trabajar. Ya no es una respuesta vibral como para los alimentos, tal y como hablaba hace dos años, cuando decía por ejemplo: vais a una tienda para comprar una ensalada y de repente estáis delante de la ensalada, tenéis el corazón que se cierra y volvéis con un pepino. Es este mismo ejemplo que había dado. Y tenéis el Fuego del Corazón que ya ni hace falta que se encienda, es instantáneo.

Esto os pide una vigilancia. No la vigilancia habitual sino de tener, cómo decir, todas las antenas conectadas hacia el interior. Si conectáis vuestras antenas hacia el interior, sobre el corazón, todas las antenas exteriores están activas y ya no necesitaréis tener la respuesta del Fuego del Corazón, la respuesta de sí o no, de un péndulo o de una reflexión. Será instantáneo, pero esto lo vivís todos pero no lo habéis identificado todos, de hecho sois muy pocos.

Cuántas veces por ejemplo, estáis acostumbrados a decir: bueno, como a tal hora porque debo comer a tal hora. Y os sentáis a la mesa y decís, no puedo comer nada. ¿Por qué os obligáis? Es igual entre el marido y la mujer, es igual entre un hermano y una hermana. No tenéis la explicación, pero respetad lo que os dice la Luz. Cada vez más la Luz y el Fuego Ígneo os incitan a dejar la vida vivirse. Entonces por supuesto, no se trata de hacer esto al volante, eh, la Luz no va a conducir vuestro vehículo, pero la Luz conduce vuestro cuerpo, incluso conduce vuestro efímero ahora. Lo que puede explicar, como dije, según las Puertas, las subidas de emociones o las manifestaciones orgánicas a veces de naturaleza muy violenta. Es sólo un problema de posicionamiento. Habéis visto, habéis vivido ciertas cosas, habéis vivido tal vez todos los procesos vibratorios, tal vez sois unos liberados vivientes, pero ahí también hay que apechugar. Y a menudo la primera intuición, la primera cosa que emerge de la conciencia, es la verdad, aunque contradiga vuestras costumbres, vuestras experiencias, vuestras medidas con un péndulo o con cualquier otra cosa.

Es ahí donde os demostráis a vosotros mismos, si tenéis realmente y definitivamente confianza en lo que sois. No hablo de confianza en vosotros, no hablo de confianza en una historia o en un guión. Sino que estáis dispuestos, como Cristo, para decir esta frase: «Padre, en tus manos encomiendo mi Espíritu», « He aquí que yo hago una cosa nueva ». Es lo que dijo Bença Deunov. Describió la irrupción de la Luz al final de los tiempos y el advenimiento de la nueva raza con un cambio de paradigma total, pero nunca dijo que esto concernía a la totalidad de la humanidad, ni a todos los humanos al mismo tiempo. Lo sabéis muy bien, hemos insistido bastante con esto.

Sean cuales sean vuestras manifestaciones, ¿tenéis confianza, con vuestra experiencia, con vuestras energías, con vuestra conciencia, aunque sea la más expandida, o es que decidís confiar realmente en la Vida, es decir en el Amor? El Amor que, os lo recuerdo, es incondicionado y no depende de ninguna voluntad, ni de ninguna satisfacción en este mundo. Ni siquiera de una satisfacción espiritual. Es esto, este desacoplamiento y esta fusión, que se está viviendo ahora mismo.

Otra pregunta.

Pregunta: nos propuso ver los elementos de nuestra vida y atravesarlos. En este contexto, ¿puede hablarnos de la confianza?

La confianza, no es algo que vayas a decidir a este nivel. La confianza en la Luz, en el Amor, es aceptar que de todos modos, hagas lo que hagas, lo que debe pasar, pasará, hagas lo que hagas, lo que no debe pasar, no pasará. « Padre, en tus manos encomiendo mi Espíritu ». Y no voy a volver sobre las parábolas o las metáforas que os hemos dado, efectivamente las hemos tomado de unas citaciones de los evangelios o del antiguo testamento, no porque la historia era verdadera, sino porque esas frases son portadoras de un sentido que va más allá del símbolo. Es decir que todo lo que se produce en vuestra vida hoy, sea cual sea vuestra edad, pase lo que pase, sólo está ahí para demostraros: ¿soy la Luz o todavía soy otra cosa (una persona, una historia, un cuerpo, etc…)?

No podéis pretender tener la Felicidad y la alegría eterna mientras todo esto no se haya visto y como decía, no se haya atravesado. Atravesar un dolor, no es pararse y tratar de oponerse a él, no es pararse y tratar de comprenderlo, es sólo vivirlo con una agudeza máxima, aceptar de ser este espectador que ve a su personaje actuar en el escenario, sabiendo que nada de esto es la verdad. Sabiéndolo y viviéndolo, porque si no es vivido, no sirve de nada. Pero tranquilos, durante la Llamada de María, todos lo viviréis sin excepción. Ninguna conciencia podrá escapar a ello, que sea humana, animal o vegetal. Pues el consejo es, diría: el Amor delante. No el amor que proyecto para protegerme de algo, no la conciencia que se proyecta, sino vivir lo que hay que vivir realmente como, diría, una experiencia iniciática que desembocará siempre en la misma finalidad: haceros vivir la Resurrección lo más fácilmente del mundo posible.

Podemos decir por analogía que los dolores, las manifestaciones de la conciencia que tenéis actualmente sólo son la crucifixión de la persona, nada más. Es por esto que siempre hemos relacionado, nosotros y muchos más, la noción de crucifixión con la noción de resurrección. Es lo que vivís en este momento. ¿Sois capaces de decir: «Padre que se haga tu voluntad y no la mía», que la vida actúe y no mi pequeña persona? Mi pequeña persona es necesaria cuando haya unas tareas domésticas que hacer, cuando haya que ir de un lugar a otro, si tenéis la oportunidad de ir allí. Pero el mecanismo que está en juego en todas vuestras preguntas, con el cuerpo y lo que se produce en este momento, es únicamente esto. Es más que la confianza en la Luz, es la plena y total aceptación de vuestra eternidad. Pero no es aceptarlo intelectualmente, que no sea un objeto de fe o de nueva creencia, sino vivir la realidad de este proceso.

Cuando lo hayáis vivido, después, sean cuales sean las manifestaciones, aunque vuestra persona quiera aliviar las manifestaciones, ya no os atañe como conciencias. Es la mejor vía, si puedo decirlo así, para la Infinita Presencia y el Absoluto. Sois, con vuestras señales y vuestros síntomas, la demostración más evidente de este último Cara a Cara, como dijo Anaël, que finaliza al nivel colectivo e individual. Habéis vivido ya varios Cara a Cara, varias reversiones iniciadas por el Arcángel Uriel por ejemplo, el paso de la garganta, el paso de las Puertas. Todo esto ahora finaliza, todo lo que quedaba por finalizar. Mantened vuestra casa limpia porque él vendrá como un ladrón por la noche. Es esto mantener su casa limpia, no es buscar la menor mota de polvo, es mantener esta vigilancia de la conciencia, esta agudeza de la conciencia, lo que fue nombrado las estrellas Claridad y Precisión por ejemplo, también Profundidad y Visión. Es ver con lucidez las cosas, no para juzgarlas, no para etiquetarlas, no para oponerse, sino para encontrar justamente lo que ocurre como mecanismo en el interfaz de la conciencia con el cuerpo de Êtreté. Es esto lo que os da, en la actualidad, todas las herramientas que están en vosotros para verlo.

Es por esto de hecho que aquellos de vosotros que fueron llamados por María o por una de las Estrellas hace ya muchos años, e incluso aquellos de vosotros que oyen unas voces, a menudo vais a oír o a percibir: "No tengas miedo". Porque el miedo, frente a lo desconocido, es la reacción innata de todo hermano y de toda hermana, aunque viva el Sí, cuando hay un elemento de sorpresa. Pues debéis aclimataros, si puedo decirlo así, con todas las sorpresas que se producen en vuestras vidas y en vuestros cuerpos en la actualidad. Una vez más, no quiere decir no hacer nada o descuidar, quiere decir ver de otro modo y atravesar las cosas de otro modo. Os enseña a vosotros mismos tanto los mecanismos, los pasos de uno al otro, del Eterno al efímero, pero también permite apreciar vuestro justo emplazamiento.

No olvidéis que hay cinco etapas en el Choque colectivo de la humanidad, pero también cinco etapas en vosotros, en cada uno de vosotros, los encarnados. Que viváis el Sí, que no viváis ninguna vibración, ninguna energía o que seáis unos liberados vivientes no cambia nada el asunto. Estáis, diría yo, en el chequeo final, en la revisión final de la crucifixión y de la Liberación, o de la Resurrección, llamadlo como queráis.

Y toda la diferencia, si tomamos por ejemplo la tristeza: hay una tristeza que llega, ¿intentáis relacionarla con un acontecimiento, intentáis luchar contra ella, buscáis ayuda? ¿O es que aceptáis que no hay nada que comprender, nada que explicar, sino simplemente vivir lo que hay que vivir? En este mecanismo, estáis en lo más próximo a la intuición del mecanismo del efímero con el Eterno y su vivencia. Es esto lo que hay que ver, son los engranajes en cierto modo, que se ordenan los unos con los otros. Si adoptáis esta actitud de la mente, del Espíritu y de la conciencia, vais a constatar que la ayuda viene espontáneamente.

Vais a tener por ejemplo un dolor en el hígado y vais, sin siquiera pedir nada, tener a Li Shen que viene a sanaros. Vais a tener unas manos que se ponen sobre vosotros. Es toda la diferencia entre la acción exterior y la acción interior, que ya no es una reacción sino que es el establecimiento en el corazón del ser, lo que fue llamado el Corazón del Corazón, o la Corona radiante si queréis, o el Fuego vibral. Todo esto es la misma cosa, sólo son unas palabras.

Guardaos lo que os queda de mental, de relacional, para hacer lo que la vida os obliga a hacer, si puedo decirlo así. Que sea educar a un niño, que sea ir al trabajo por la mañana, que sea meditar todo el día, no cambia nada. Estáis cada uno, y lo repito hoy, exactamente con la edad, la situación – financiera, amorosa, social – la más idónea para vosotros, no para encontrar una satisfacción en este mundo sino para reconoceros de manera definitiva en la Eternidad que sois. Y de una manera un poco anticipada con relación a la Llamada de María y con la verdadera crucifixión y Resurrección.

Acordaos, la Luz no se encuentra en lo que brilla en este mundo, la Luz no se encuentra en la iluminación que pongáis sobre vuestro karma o sobre vuestras vidas pasadas. Esto atañe a la persona, todas las historias atañen a las personas. Pero vosotros, aunque no lo viváis, no sois ninguna historia, ni la vuestra ni ninguna más. Pero por supuesto, no os sirve de nada adheriros a ello si todavía no lo vivís. Pero preguntaos esto porque como sabéis, en el momento de la estasis, no seréis nada de este mundo, ni este cuerpo, ni esta vida, ni vuestros amores, ni vuestras posesiones, ni nada conocido. Y los que tienen la suerte de poder desaparecer ahora, no por la llamada de la Luz en determinados momentos, sino que caen en síncope, que se desmayan, que tienen la piel con rojeces, id más allá de la apariencia.

Claro que tal vez haya que tratar la apariencia, pero más allá de la apariencia, lo que hay que vivir es para vosotros y es lo que os demuestra, en cuanto desplazáis vuestra atención de los síntomas, o de las emociones que se manifiestan, no para rechazarlos, eh, sino verdaderamente para atravesarlos como dije, entonces veréis lo que sois. Algo que no es ni la conciencia, ni una forma, ni un origen galáctico, ni un linaje, ni nada localizable: es lo que Bidi llamaba lo Desconocido. Es toda la preparación que fue llevada antes de Bidi por Ma Ananda Moyi esencialmente, Hermano K y el bienamado Sri Aurobindo. Ellos pusieron los jalones. Un Amigo, él, os dio unas herramientas técnicas, si puedo decirlo así, a través de los diferentes yogas, para acercaros sin dolor y en la Felicidad, a vuestra crucifixión. Ya no tenéis que mirar sólo al guardián del umbral enfrente, sino vuestra propia finitud, nuestra propia finitud en una forma – soy polvo y vuelvo al polvo – y permanecer vivo.

Es esto lo que se juega en este momento en el escenario de vuestro teatro personal. Digamos que es la última escena del último acto. Pronto será la hora de la llamada, para saludaros a vosotros mismos, con honor y con respeto, sin culpabilidad alguna, sin miedo alguno, y para verdaderamente rendiros gracias a vosotros mismos, a los sufrimientos como a la Eternidad, e incluso al encierro mismo. Acordaos, hemos hablado la última vez sobre la virtud del perdón. Porque encomendar tu Espíritu en las manos de la Fuente, es encomendar también a cada uno, como a vosotros mismos, todos los errores y todas las experiencias, porque todas os han conducido, sin excepción alguna, hasta ahí donde estáis hoy. Las buenas como las malas, sólo fueron unos pretextos, ya que todo esto no existe. Y volverse Cristo, volverse vivos. Volver a estar vivos.

Entonces, otra pregunta.

Pregunta: se habla de la potencia y del poder de la intención. ¿Es una ilusión, respecto a la Inteligencia de la Luz, o algo muy real en el seno de la ilusión de este mundo?

Es muy real mientras eres una persona, es decir mientras permaneces inscrito en una historia o en un karma, es decir mientras el alma existe y está girada hacia la materia. Pero que desaparece totalmente. El sufrimiento, la intención, los poderes, los juegos de rol, papá, mamá, los niños, mi alma gemela, mi llama gemela, mi mónada, todo esto sólo son unos juegos de rol. Y en cuanto vivís en conciencia, si puedo decirlo así, la desaparición de la conciencia misma, ya no podéis ser engañados. Os puede afectar un dolor, por supuesto, un accidente y una pérdida, pero incluso esto le veis como un juego. Estáis plenamente vivos, pero no sois este personaje. Claro que este personaje permanece, con sus necesidades, con sus posesiones, con sus ocupaciones, pero sabemos que es un teatro.

Pues sí, no sólo la Luz lo alumbra todo sino que el Fuego Ígneo lo quema todo. Todo lo que no es verdadero, todo lo que sólo pasa, todo lo que era polvo y que vuelve al polvo. ¿Cómo queréis vivir entonces el éxtasis de la Resurrección si no habéis depositado todas las cargas, y si no habéis aceptado, si puedo decirlo así, la primacía de la eternidad del Espíritu sobre la materia? Una vez más, no dije que había que rechazar la materia, eh. Ella estará presente, lo sabéis, todavía un cierto tiempo después de la Llamada de María. Sin embargo no podéis rechazar nada de este mundo, porque si rechazáis algo de este mundo, os ponéis en oposición y en confrontación.

Entonces por supuesto que sé muy bien, también hablé de eso cuando estaba encarnado, sobre el poder de la intención, pero que este poder de la intención no esté ligado a alguna posesión, sino más bien a una liberación en curso. Así que si vuestra intención se focaliza sobre el dolor, si vuestra intención se focaliza sobre el resentimiento, ¿cómo queréis vivir el perdón, cómo queréis vivir la resolución por el estado de Gracia del Fuego Ígneo en vosotros? Antes decía que ya no podíais tener el culo entre dos sillas, porque habíamos retirado las sillas, que ya no podíais tener la mano en el bocal de los cacahuetes, porque no hay ni bocal, ni mano, ni cacahuetes. Pero no sirve de nada creer en ello, ahora hay que vivirlo, para los que no sean liberados vivientes.

Lo viviréis todos, de todos modos, contentos o no, durante la Llamada de María. Pero si tenéis la capacidad, y si la Vida os lo ofrece, es maravilloso, sea cual sea el dolor y sea cual sea el aspecto insoportable. Pero siempre es doloroso e insoportable para la persona, no para lo que sois. Pues si estáis afectados, es porque la Luz, su Inteligencia, el Fuego Ígneo, el Fuego vibral, las Presencias, los pueblos de la naturaleza, os invitan cada vez más a ser lo que sois y no lo que representáis a través de vuestro cuerpo, vuestros afectos, vuestras emociones que son muy reales, que hay que trabajar. No en el sentido de trabajar sobre vuestras emociones sino que hay que obrar. Si conducís vuestro coche, no es porque la Luz esté ahí o que estéis crucificados, que el coche va a conducirse solo.

Pero cuidado hacia qué dirigís vuestra intención, vuestra atención y el poder de la intención. Acordaos, forma parte también de la terminología que habíamos llamado hace algún tiempo, el Femenino sagrado, la co-creación consciente. ¿Hacia qué está dirigida? ¿Únicamente hacia la sanación de este cuerpo o la sanación de una relación, o hacia la evidencia de vuestra eternidad? Esto hace toda la diferencia de vivencia en este momento, para el mismo dolor, para la misma experiencia, o para la misma felicidad. Todo esto está destinado a mostraros la escena de teatro en su conjunto, y mostraros que esta escena de teatro, ni siquiera sois el espectador. Es esto lo que se está dibujando y precisando en vosotros, conforme los días pasan en vuestra vida en esta tierra.

Entonces por supuesto, algunos de vosotros pueden ayudarse con el Sí, con la vibración que es conciencia, lo sabéis, algunos pueden necesitar tomar verdaderos medicamentos, pero lo importante no es todo esto. Es apaciguar, en cierto modo, todo lo que todavía puede hacer pantalla. Es la crucifixión y la Resurrección. Ya no son los pasos de las Puertas como antes, ya no son las reversiones, todo esto se ha hecho. Aunque todavía no lo hayáis vivido, lo viviréis antes o durante los tres días, o después.

Otra pregunta.

Pregunta: ¿qué es Dios?

Yaldabaoth, el supremo Arconte. Pero esto, ya hablé de ello horas y horas. No hay otro dios que tú. El mundo eres tú. Ningún sistema solar existe para aquel que es Parabrahman, pero todos los mundos existen para aquel que está sometido, para aquel que es libre también en el seno de las dimensiones más elevadas. Pero una vez más, Bidi, en su momento, encontró tal vez las palabras para remover a algunos de vosotros. Para otros no las encontró, porque algunos hermanos y hermanas tuvieron mucho miedo. Y además algunos hermanos y hermanas consideran la Libertad con el hecho de estar en la materia. Acordaos que para el Amor, para lo vibral, para la Inteligencia de la Luz, sólo le importa vuestra verdad. Y vuestra verdad, depende únicamente de donde estáis. La única cosa que es inmutable, es el Amor. Incluso la experiencia de la conciencia no es inmutable. Aunque no viváis nada de todas estas cosas, no os preocupéis, eh, durante la Llamada de María nadie podrá salirse con la suya, absolutamente nadie.

Pues Dios, lo que llamáis Dios, por supuesto que la aceptación es diferente para cada uno, pero en un plano puramente histórico, el que fue llamado Dios o Yahveh, no es otro que Yaldabaoth, es decir el supremo Arconte, la autoridad a la cual debéis someteros. Nunca os hemos pedido de someteros a nadie, sea quien sea o sea lo que sea. ¿Salvo a qué? A la Vida, a la Gracia, porque es lo que sois, pero todo lo demás no lo sois. Sólo son unos papeles de composición, y Dios también es un papel de composición. Dios os quiere ignorantes o sometidos, dependientes de una autoridad exterior: el sacerdote, el cura, el imán, el rabino, el dalai-lama, etc. etc. ¿Cómo queréis ser libres con esto, mientras no habéis vivido que no hay nada más que vosotros?

Por supuesto, esto no aniquila todas las relaciones y todo el amor recíproco que puede haber entre cada dios que sois, pero el Dios histórico, no hay ningún Dios. Entonces a veces decimos " los dioses ", pero una vez más, es un error de apreciación del punto de vista personal de los pobres hermanos y hermanas encerrados, que han percibido este objetivo o esta sumisión a Dios, esta adhesión a la fe, a unas creencias. Pero cuando vivís la experiencia de la conciencia, y la desaparición de la conciencia, ya no podéis ser engañados por estas palabras. No hay ninguna autoridad, no hay ninguna jerarquía, no hay ningún maestro, sólo está la Vida. Y os lo dije, ni siquiera hay unas dimensiones, aunque la Liberación que está en juego a nivel de las personas es, ella, muy real, para aquellos que la viven, y los encierros también.

Pero acordaos que donde estáis, habéis perdido el hilo de Ariadna que os conectaba al Espíritu, es esto lo que ha emergido en vosotros. Tenéis en vosotros, diría yo, la lucha del Espíritu y de la materia, no como una oposición sino como una síntesis, y lo que fue llamado una transubstanciación, o una metamorfosis, o el nacimiento de la mariposa. Pero ya no podéis ser, como dije, una oruga con alas; esto se acabó, totalmente acabado. Pero sois libres, pues si estáis sometidos a unas creencias, si todavía creéis en el karma, si todavía creéis en las vidas pasadas, aunque estas memorias estén activas en vosotros, pues bien, estaréis sometidos a esto.

¿Queréis realmente ser libres, de toda forma, de toda historia? ¿Queréis vivir la beatitud eterna que sois? ¿O todavía corréis detrás de unos momentos de plenitud y unos momentos de sufrimiento? Sólo depende de vosotros, sobre todo durante estos tiempos particulares que ni siquiera son, como decía, unos tiempos reducidos. Es el tiempo de la finalización, el tiempo del cumplimiento, estáis de lleno en el Juramento y la Promesa. Es la Resurrección, no tengo una mejor palabra que daros.

Pues Dios, no es nada en absoluto, es un cacahuete, como tú (en el seno de la persona). El problema del encierro, y todos lo hemos vivido durante nuestras vidas pasadas, en el seno de esta persona y de este encierro, es que siempre hay una autoridad exterior, siempre hay algo que está en alguna otra parte, que es invisible pero que manda y que dirige. Siempre está el más allá, siempre está el misterio de la muerte. Pero hoy, vivís el misterio de la Resurrección que pondrá fin al misterio de la muerte, porque nunca hubo nacimiento y nunca hubo muerte. Pero esto, es el punto de vista del que ha realizado que no es la conciencia, no del que está inscrito en el seno de la persona y que considera que la libertad, es de tener una forma. Esta libertad, y este posicionamiento, son totalmente respetables. No es ni superior ni mejor, es simplemente la libertad de la conciencia. Pero incluso la libertad de la conciencia, finalmente, en alguna parte, es una ausencia de libertad. Es una libertad de juego, una libertad de forma, una libertad de dimensión, una libertad de experiencia.

Y hay unos hermanos y unas hermanas que todavía necesitan vivir muchas experiencias, antes de darse cuenta realmente y concretamente que sólo es un juego. Incluso la creación de los mundos por los Maestros genetistas sólo es un juego. Y este juego no es sólo para jugar, es simplemente un juego de la Vida. Se hará exactamente según la fe de cada uno, y añadí la última vez: según su vivencia. Hace falta… entonces, antes de las Bodas Celestes, el Arcángel Anaël presentó ampliamente el Abandono a la Luz, que es totalmente contrario a cualquier camino espiritual que, él, os dará la impresión de progresar, de purificar, de mejorar con el tiempo, de suprimir vuestros karmas, de rezar, de meditar, de encontrar el Sí, de vivir el Sí. Y en un momento dado, todo esto también se para, pero vuestra libertad, vuestra liberación, debe pasar imperativamente por esta crucifixión y esta resurrección final. La final de las finales, eh, no hay ninguna otra finalidad después. De permitiros ver la Verdad y ser la Verdad.

Pero sois libres de adorar Dios, de adorar a quien queráis o de creer en lo que queráis. Desde la bajada del Espíritu santo, la primera bajada del Espíritu santo en 1984, hasta hoy, todo lo que fue iniciado en el proceso de liberación de la Tierra, sólo tenía como objetivo haceros recordar quienes sois. No como un recuerdo, no como algo que estuviese en un más allá o en el cuerpo de Êtreté del Sol, sino que siempre estuvo aquí. Es esto lo que hay que vivir. Entonces no podéis estar ocupados permanentemente por la escena de teatro, jugar un papel, jugar a un personaje y vivir al mismo tiempo la Verdad. Es por esto que la Llamada de María, para cada hermano y hermana, y cada conciencia presente en esta tierra, lo vivirá para recordar lo que sois realmente, independientemente de todo tiempo, de todo espacio, de toda forma, de toda historia y de toda dimensión.

Pero no os pido creerme, sobre todo no, no serviría de nada. Pero insisto en el hecho de que los mecanismos que ahora se viven, desde el principio de este año, pero de manera muy, muy intensa desde digamos, el Día de todos los santos de este año, y para algunos desde principios de septiembre, es crucial, nunca mejor dicho. Estáis ante lo que habéis creado. No los Arcontes con el encierro, sino lo que habéis creado conscientemente o inconscientemente como realidad en este mundo. Y no hay ningún karma que valga, no hay ninguna ausencia de responsabilidad. No sois responsables del encierro, pero hoy tampoco sois responsables de los sufrimientos de vuestro cuerpo o de lo que sea, pero tenéis la responsabilidad de ser lo que sois. No en función de la historia, no en función de las experiencias, ni siquiera las más fabulosas, sino únicamente en función del instante presente, es decir que no depende de ninguna historia, ni de ningún fin del mundo, ni de ningún fin de los tiempos.

¿Estáis plenamente presentes en vosotros mismos, os pase lo que os pase y pase lo que pase a este cuerpo, como a esta tierra? Y para esto efectivamente, hay que encomendarlo todo a las manos del Espíritu, del Padre, de la Fuente, e incluso si quieres llamarlo Dios. Pero la vibración "Dios" es una vibración que fue profundamente pervertida, si puedo decirlo así, ni siquiera alterada. Mientras no os habéis reconocido como unos maestros supremos, no de vuestra vida sino de todos los universos, porque están en vosotros, no veis la verdad. Veis con una pantalla o con un filtro interpuesto.

Entonces por supuesto, como dije y vuelvo a decir, algunas historias fueron más propicias a que os encontraseis con vosotros mismos: los chacras, las Puertas, las Estrellas, las Coronas, los diferentes contactos. Porque era preferible jugar a este juego que jugar al juego de la persona, porque el juego de la persona no os lleva a ninguna solución. Pues como dije cuando expliqué, no hace mucho tiempo, la última vez, cómo este procedimiento, si puedo decirlo así, la liberación de los mundos, es la misma cosa para la liberación de vuestro sentimiento de ser una persona, una imagen, un cuerpo y una forma. No se trata de rechazar vuestra forma, ni de rechazar vuestra historia, sino de trascender todo esto teniendo una verdadera visión de lo que sois, y no una visión proyectada a través de vuestras experiencias, fuesen ellas las más místicas, fuesen ellas a través de la revelación de vuestros linajes o de vuestro origen estelar, o incluso la vivencia de la Corona radiante del corazón.

Os hemos propuesto unos juegos, unos escenarios de teatro, unas historias, que eran los más susceptibles de acercaros a la Verdad, pero como siempre os dijimos, y ahora más que nunca, sólo vosotros podéis dar el último paso, o en todo caso la ilusión de un último paso. Nadie más puede hacerlo. Y ahí, tiene que ver también, no con la intención sino con la atención. ¿Cuál es la atención que tenéis hacia vuestra persona, cuál es la atención que tenéis hacia la Eternidad?, no como una búsqueda, no como una progresión, sino como una verdad esencial.

Otra pregunta.

Es la hora de la pausa.

Entonces os concedo una pequeña pausa y para mí también de hecho. No os saludo porque nos vemos en un ratito para seguir con este intercambio. Os transmito todo mi Amor para vuestra pausa y vuestra merienda. 

Hasta ahora.

No hay comentarios:

Publicar un comentario